Aumento del salario mínimo genera posiciones encontradas

Posiciones encontradas generó, en el estado Anzoátegui, el aumento salarial de 30%, anunciado la tarde del martes por el presidente Nicolás Maduro. eltiempo.com.ve

(foto José Manuel Abreu)
(foto José Manuel Abreu)

Con el incremento, el ingreso mínimo mensual del trabajador y pensionado será de 4 mil 251,78 bolívares a partir de hoy.

Sobre este alza, el presidente de la Federación de Trabajadores del estado Anzoátegui (Fetranzoátegui), Tito Barrero, opinó que no se ajusta a la realidad del país.

“No es el salario que merecen los trabajadores. Según el artículo 91 de la Constitución Nacional,  el sueldo se debe ajustar a la canasta básica, y  esta  está calculada en  17.500 bolívares”.

Barrero agregó que no está pidiendo nada que no se adecúe  a las leyes venezolanas y calificó el incremento como discriminatorio.

El presidente de la Federación de Cámaras y Asociaciones de Comercio y Producción de Venezuela (Fedecámaras), Remo Dimarcantonio, indicó que el monto era el que esperaban.

Señaló que el ajuste traerá más inflación, debido a la escasez y falta de producción que hay en el país.

“El problema no es el aumento, esa no es la solución, deberían incentivar el aparato productivo, porque hay empresas que no van a poder cubrir el alza”.

No obstante, dejó claro que Fedecámaras asumirá, como siempre lo ha hecho, el nuevo ingreso salarial.

Mientras que el presidente de Fedeindustria  en la entidad, Spartaco Ranghi, comentó que la situación del país ameritaba un aumento de 30% como el que se dio. “Desde hace un mes estábamos esperando este monto, porque 10 o 15% hubiese sido muy poquito”.

Zona sur    

La presidenta de la Cámara de Comercio de El Tigre, Darling La Rosas, también fijó posición sobre el alza de 30%.   “Pueden haber todos los aumentos, pero si no hay producción, el empresario no tiene cómo pagar”.

La gremialista acotó que lo que viene son “cierres de empresas” ya que, a su juicio, si no hay que vender, cómo van a subsistir.

Añadió que no están en contra de los aumentos, por el contrario, pero  si un trabajador recibe una buena remuneración, la empresa para la cual labora será exitosa.

La secretaria Fabiana García destacó que “ese aumento no va a alcanzar para nada, porque ya seguro mañana estará todo al doble de lo que cuesta”. Puntualizó que ahora la cesta básica se  incrementará aún más de lo que está.

La licenciada en Educación, Karina Arcaya  expresó que su sueldo quedó por debajo del salario mínimo, pero aún así afirma que si le hacen un reajuste, no se comparará con el gasto que tiene.

“Pienso que para al menos sobrevivir y cubrir los gastos, el sueldo mínimo debería estar por el orden de seis mil bolívares”.