Leopoldo López cumple cuatro meses detenido en Ramo Verde

Foto Voluntad Popular
Foto Voluntad Popular

El dirigente de Voluntad Popular, Leopoldo López lleva cuatro meses preso en la cárcel Ramo Verde, estado Miranda. A principios del mes de junio, López presentó su defensa ante la juez Adriana López en las que expuso sus argumentos; en el mes de enero presentó una propuesta al país para la renovación de los poderes públicos y la renuncia de la cabeza de los poderes públicos a través de los mecanismos que se plantean en la Constitución.

El coordinador nacional de Voluntad Popular, Leopoldo López, el pasado martes 03 de junio presentó su propia defensa ante la juez 16 de Control, Adriana López, donde aseguró que sólo en dictadura se castiga a quien piense diferente y a quien en su legítimo derecho protesta por querer un país libre, democrático, justo y #LaMejorVzla. La cadena CNNEE obtuvo la grabación de la audiencia y hoy lo damos a conocer en su totalidad. Hoy a cuatro meses de su injusta reclusión, presentamos el audio de defensa escrito de puño y letra de líder de VP.

“Sólo en dictadura, decir que un gobierno es ineficiente, corrupto, antidemocrático es un crimen. Eso sólo ocurre en una dictadura. Solo las dictaduras condenan a aquellas personas que hacen señalamientos, fundamentados en nuestro caso, de cuáles son las características de su gobierno. Si algo caracteriza a la democracia, precisamente es la libertad para criticarla. Si algo caracteriza la democracia es que es un sistema que plantea la renovación, la alternabilidad y el cambio. Si algo fundamenta una democracia es el poder del pueblo, el poder de la ciudadanía, el poder de una voz alzada, el poder de decir ya basta cuando las circunstancias llevan a una sociedad a querer cambiar”.

Recordemos que el pasado jueves 04 de junio la jueza Adriana López determinó la reclusión de López en la cárcel militar de Ramo Verde, quien será enjuiciado por presuntamente promover hechos violentos el 12 de febrero, luego de la manifestación multitudinaria que se dirigió a la Fiscalía General de la República a solicitar la libertad de los estudiantes que hasta ese momento se encontraban retenidos injustamente. “Según lo que presenta el Ministerio Público en su acusación no debería de haber una razón para que los venezolanos protesten. No sé si es porque creen que no existen o porque creen que los venezolanos no tenemos derecho a protestar ante un gobierno ineficiente, corrupto, represor y antidemocrático. El Ministerio Público hace 4 acusaciones en mi contra”.

En el audio de la audiencia preliminar presentado en el programa Conclusiones de CNNE, por Fernando del Rincón, López abogó por los estudiantes Marco Coello y Christian Holdack, quienes están siendo acusados dentro de la misma causa y lamentó que el Ministerio Público no hiciera mención en ningún momento a las muertes de Bassil Da Costa y de Juancho Montoya. “Resulta lamentable que hoy tengamos aquí a 6 fiscales del Ministerio Público, que se haya privado de libertad a dos jóvenes que todavía no llegan a 20 años de edad y sometidos a torturas, y no hemos escuchado nada sobre de quien fue el disparador de la violencia el 12 de febrero, que fueron las muertes.

¡Insólito! ¡Sorprendente! Resulta lamentable, que el Ministerio Público no haya hablado de Bassil da Costa o Juancho Montoya, no, ellos no existieron. Muertes que ocurrieron, señores fiscales, antes de los hechos frente al Ministerio Público. Es público y notorio que fueron funcionarios uniformados del Estado venezolano los que mataron a Bassil Da Costa y Juancho Montoya. ¿Quién les dio la orden a esos funcionarios para que dispararan? No fueron esos muchachos, ni fui yo tampoco, pero pareciera que eso nos importante para el Ministerio Público”.

López afirmó que para el Ministerio Público hacer una crítica al gobierno es lo que generó los hechos de violencia, una posición “propia de sistemas autoritarios”. “No es nuevo en la historia, esto ocurrió en los juicios de los Romanos, de los nazis, la Rusia de Stalin, Pinochet, por la palabra enjuiciaron a Cristo, a Pablo y a Pedro.

El juicio de la palabra no es nuevo en la historia, lo que si hay es un común denominador en cómo se enjuicia la palabra y es que no son gobiernos democráticos ni respetuosos de los Derechos Humanos. Rechazo contundentemente, que yo haya incitado a la violencia. ¿Qué estoy indignado? Sí estoy. ¿Qué quiero un cambio para los venezolanos? Sí lo quiero. ¿Qué estoy dispuesto a enfrentar por la vía democrática con un verbo de debate al gobierno? Sí lo estoy. Pero, de allí a decir que mis palabras han generado violencia, hay un océano señores fiscales”.

Acusó al Ministerio Público de ser promotores de la censura y el debate y al Sistema de Justicia venezolano de condenar la libertad de pensamiento y de opinión, elementos esenciales para la democracia. “Es sumamente peligroso condenar la palabra. El Ministerio Público me acusa por haber dicho que este es un gobierno antidemocrático, corrupto e ineficiente, vinculado presuntamente al narcotráfico y yo creo que todo eso es verdad.

Si ese es el debate, demos un debate sobre eso. ¿Dónde están los 6, los 10, los 30, los 100 fiscales detrás de los delincuentes que se robaron 30 mil millones de dólares? No dejaré de decir, incluso desde mi prisión, que por la acusación del Ministerio Público y por decisión de quienes administran la justicia en Venezuela no dejaré de denunciar esta situación.

Porque por robarse esos reales, hoy los venezolanos están haciendo colas, no hay medicamentos, insumos médicos ni alimentos que necesita nuestro pueblo, porque han tenido que devaluar la moneda. ¡Sí, este es un gobierno corrupto! Y estoy convencido de que nosotros estamos moralmente obligados a enfrentar la corrupción de este gobierno. El que tenga rabo de paja, que no lo haga. El que no tenga rabo de paja, como es mi caso, hagámoslo”.

Durante su intervención, López explicó a la Juez Adriana López que el régimen de Nicolás Maduro es corrupto, sino también represor, demostrado, además, en la actuación de funcionarios del Estado durante estos últimos 4 meses las detenciones arbitrarias a jóvenes, aplicación de torturas y privaciones de libertad. “Pregúntele a los muchachos si esto no es un Estado represor, si no han sido sometidos a torturas.

Hay miles de testimonios, no son inventados. Tragedias familiares, madres separadas de sus hijos, familias que han perdido a su familia por disparos efectuados por funcionarios públicos y no ha pasado nada, decisión arbitraria del gobierno de decir: ´no aquí no marchan, no manifiestan, porque somos dueños del poder, reprimimos´. Esa es la realidad. Si, este es un gobierno represor, en todo sentido, represor en la calle, del verbo, de la libertad de expresión, de las comunicaciones y finalmente un gobierno antidemocrático”.

Afirmó que en el mes de enero, presentó una propuesta al país para la renovación de los poderes públicos y la renuncia de la cabeza de los poderes públicos a través de los mecanismos que se plantean en la Constitución. “El tiempo me ha dado la razón. Semanas después del 12 de febrero, el mismo gobierno planteó la necesidad de renovar al CNE, al TSJ y la Contraloría, entonces, yo no estaba tan loco diciendo que había que cambiar a una Contralora que llevaba 4 años ejerciendo el cargo de manera ilegal, inconstitucional y que había que renovarlo; que habían 3 rectores del CNE que había que cambiar porque se les venció su periodo, 12 magistrados que había que cambiar.

Los hechos me han dado la razón, ahí están los Comités de la Asamblea y están debatiendo. Ahora, me preguntan a mí ¿qué tipo de cambio necesitaríamos? Mucho más profundo, yo sí creo que hay vicios de ilegitimidad en todos los poderes públicos e legitimidad de origen y de desempeño, por no atender lo que establece sus obligaciones planteadas en la Constitución.

La Contraloría no controla, el sistema de justicia no imparte justicia, el CNE no es garante de elecciones transparentes que permitan la confianza de todos, el Ministerio Público no investiga y acusa de manera imparcial, tenemos un gobierno que no educa, un sistema de salud que no cura. Eso es lo que tenemos hoy en Venezuela. Que alguien difiera, bienvenido el debate, que esa es la esencia de la democracia”.

Para López la acusación del Ministerio Público busca “coartar de raíz” la esencia de la democracia, que es el debate y el derecho a disentir. Eso es lo que está planteando el Ministerio Público con la acusación que me hace. ‘No, usted no puede acusar, usted no puede señalar al gobierno de corrupto, usted no puede señalar al gobierno de ineficiente, usted no puede decir nada contra Maduro’. ¿Cómo se le va a plantear en democracia a alguien que no puede criticar a alguien que ejerce el poder? Eso no es democracia.

Díganme ustedes una democracia donde no se esté planteando por un grupo minoritario la solicitud de la renuncia del Presidente, eso es normal en democracia. Pero, sólo en las dictaduras hay alergia, hay piquiña a que un grupo de ciudadanos que la solicite. Quienes ejercen el poder en la democracia, lo hacen de manera temporal, no son dueños del poder. No son dueños de las instituciones ni tampoco de asumir el poder de manera hereditaria. Entonces, sí asumo la responsabilidad, ciudadana juez y fiscales, de las palabras que he dicho. Asumo mi responsabilidad de decir que este es un gobierno corrupto, ineficiente, dañino para los venezolanos. Asumo las consecuencias que eso me pueda traer”.

El líder de Voluntad Popular afirmó que en la calle se debaten las ideas y pluralidad de pensamiento, es en la calle donde los ciudadanos se encuentran y es en la calle donde se conquista el cambio democrático, pacífico y Constitucional. “Nosotros estamos conscientes que #LaSalida tiene que ser popular, con gente, gente, gente, mucha gente. Gente que quiera ser la fuerza de un pueblo que impulse el cambio. Lo segundo es que tiene que ser democrática, plantear la visión de querer vivir en una democracia y construirla.

Lo tercero, es Constitucional, lo dije mil veces. Allí están los mecanismos en la Constitución, que permite la renuncia, la enmienda o la convocatoria a una Constituyente, que es la que yo creo que podemos activar en este momento. Que sea el pueblo el que decida. No es un delito plantear una propuesta, que es un desafío en el poder, claro que lo es. Pero, estamos en nuestro derecho, porque el día que pensemos que no tenemos ese derecho, dejaremos de vivir en democracia. El día que pensemos que no podemos pensar distinto al que está en el poder, somos individuos y un pueblo sometido. Somos millones de venezolanos que queremos un cambio”.

Nota de prensa

Escuche el sonido acá