Cicpc detuvo a pareja de estudiantes por asesinato de Bárbara Vivas

barbaravivas

Este lunes en horas de la tarde, una pareja de novios, estudiantes universitarios, fue capturada mediante un allanamientos en el municipio Cárdenas, por su presunta responsabilidad en el crimen de la joven Bárbara Vivas, a quien le infirieron cerca de 200 heridas cortantes el pasado domingo en la madrugada, y cuyo cadáver con una mano amputada, fue localizado el martes en la tarde en un barranco de la Loma del Viento, vía Chorro El Indio, publica La Nación.

Funcionarios del Eje de Homicidios del Cicpc que habían determinado que el móvil del macabro hecho era pasional, hicieron efectivas las órdenes de allanamientos en las residencias de ambos sospechosos, identificados como: M.R, y su novia D.R. ambos de 21 años de edad, a quienes anoche mismo la Fiscalía Cuarta del Ministerio Público presentó ante el Tribunal Segundo de Control, a cargo del juez Richard Cañas, imputándoles los delitos de Homicidio Calificado con Alevosía por Motivos Fútiles e Innobles, además de Extorsión.

Según las indagaciones policiales el crimen lo originó un triángulo amoroso entre M.R., su novia D.R y Bárbara, pues el muchacho sostenía una relación amorosa con ambas chicas; sin embargo, de manera extraoficial se conoció que entre el domingo en la noche y madrugada del lunes, Bárbara y el joven estuvieron de fiesta, hasta que a ella se le ocurrió llamar desde el teléfono celular de él, a la otra joven, para que se enterara que estaban juntos y causarle celos.

Esta acción de Bárbara habría provocado en el hombre una rabia e ira incontrolable que lo llevó a discutir acaloradamente con ella; luego de lo cual, utilizó una navaja para causarle la muerte, presuntamente en su propio carro, aunque habría dicho el muchacho en su defensa, que fue ella quien primero sacó el arma e intentó agredirlo.

Tras cometer el atroz crimen, M.R. llamó por teléfono a su novia D.R., le explicó lo que había pasado y le pidió que lo ayudara a deshacerse del cuerpo, y la muchacha aceptó; de allí que la Fiscalía la acusa de complicidad o colaboradora inmediata en el crimen.

No bastando lo que habían hecho, tomaron el teléfono de Bárbara y comenzaron a extorsionar a la familia, notificándole que Bárbara estaba secuestrada y que debían cancelar 2 millones de bolívares, exigencia que la policía interpreta como una jugarreta para confundir a los investigadores y también a sus seres queridos, tomando en cuenta que 5 años atrás ella víctima de un plagio.

Entre las evidencias de interés criminalístico que colectaron los investigadores, que valga decir, en tiempo récord resolvieron el asesinato que conmocionó a todo el país por la crueldad y sangre fría con que lo perpetraron, se encuentra el arma que utilizaron en ella, la cual hallaron cerca del lugar donde abandonaron el cuerpo; tres teléfonos celulares cuyos cruces de llamadas involucran a la pareja en el crimen; un vehículo Optra, azul, propiedad de la madre de la detenida; así como el vehículo Aveo , verde, placas AC915AS, propiedad de la víctima, el cual escondían en un inmueble de Palo Gordo.

(MB)