Juan Carlos Caldera: El Mineirazo

thumbnailjuancarloscalderaSin ánimo de pretender hacer de este artículo, un análisis deportivo del dramático partido que el martes pasado protagonizaron Brasil y Alemania donde el equipo anfitrión, pentacampeón y por supuesto favorito como lo era Brasil recibió la más humillante goleada en su historia que ha sido bautizado como el Mineirazo, en memoria del famoso Maracanazo, como se llama al juego de la copa del mundo en 1950 donde Brasil jugando en casa (Estadio Maracaná) fue derrotado 2 a 1 por la selección Uruguaya quien conquisto la copa del mundo con esa victoria.

Así como Brasil y Alemania protagonizaron esta semana ese histórico partido, siendo ambos equipos fuertes, con tradición mundialista pero que nadie podía imaginar que el resultado se acercara a una goleada no solo en cantidad (7 a 1) sino de la manera como ocurrió la victoria alemana quien para el minuto 30 del 1er tiempo ya contaba con 5 tantos a su favor, añadiendo 2 más en el 2do tiempo, las dos fuerzas políticas principales del país, Gobierno vs Oposición, protagonizaremos el año que viene un histórico proceso electoral como lo serán las elecciones parlamentarias 2015.

Sin intención de usurpar el oficio del famoso “Profeta de las  Américas” Reinaldo Dos Santos, quien hoy es recordado por sus últimos desaciertos, estoy convencido que vista la situación del país y lo que podemos pensar que pueda ocurrir de aquí al momento de la elección de 2015 el resultado de esa elección será en términos políticos similar al del Mineirazo, es decir ganara por goleada uno de los dos equipos.

Pero dependerá de las decisiones que desde el seno de la unidad tomemos en las próximas semanas, ser para seguir usando el ejemplo, la selección alemana que goleo de manera humillante al anfitrión favorito, pentacampeón a quien toda la ventaja de jugar a casa llena no le sirvió para contener la paliza o por el contrario ser Brasil que pese a tener todo para ganar o al menos para protagonizar una digna contienda lucio desunido, desmotivado y condujo a su fanaticada a un vergonzoso resultado que nadie en el mundo lo esperaba.

Para ganar ese juego debemos en primer lugar tomar conciencia de lo difícil e importante del encuentro, que no hay otra fórmula para ganarlo que jugarlo en equipo, así contemos dentro del equipo con varias estrellas goleadoras, ninguna por si solo sino jugando en equipo es que se puede lograr la victoria y que debemos entrenar desde ya para estar en la mejor condición política para correr con fuerza durante todo el partido, es decir recorrer con energía todos los rincones del país.

Por último,  la estrategia del juego tiene que ser unidad y coherencia para que como un panzer alemán logremos derrotar a las estrellas goleadoras del otro equipo como lo son: la inflación, el desabastecimiento, la inseguridad, la ineficiencia, entre otros.

En 2015 saldrán dos equipos a la cancha, Gobierno vs Oposición que no es otra cosa que El pasado vs El futuro. Estamos obligados como dirección política a que el futuro le dé una goleada al pasado, no tenemos otra opción que ganar el juego en el mejor estadio del mundo que es Venezuela.

 

Diputado AN por Petare

@calderajuan