Revelan prácticas de “política secreta” en Cuba

Al parecer en colaboración con la agencia USAID, uno de los mecanismos consistió en crear una clínica para prevención y tratamiento del VIH/SIDA.
Al parecer en colaboración con la agencia USAID, uno de los mecanismos consistió en crear una clínica para prevención y tratamiento del VIH/SIDA
La Agencia de Estados Unidos para el Desarrollo Internacional, USAID, negó categóricamente que un programa de fondos autorizado por el Congreso para  empoderar a los cubanos para acceder a más información y fortalecer la sociedad civil sea secreto.

A través de un comunicado, USAID se refirió a la investigación de la agencia de noticias Associated Press sobre un programa que denomina “política secreta” del gobierno del presidente Barack Obama en Cuba.

“Este trabajo no es un secreto ni es encubierto. Por el contrario, es importante para nuestra misión de apoyar los valores universales, acabar con la pobreza extrema y promover a sociedades democráticas y resistentes”, dice el comunicado de USAID.

De acuerdo a la investigación, se trata de un programa que involucró a un grupo de jóvenes latinoamericanos que visitaron Cuba dentro de un plan de programas de prevención de salud y actividades cívicas y que tenía el propósito de provocar un cambio político en la Isla.

USAID remarca que toda la información sobre sus programas en Cuba está disponible para público conocimiento en el sitio de internet foreignassistance.gov.

El grupo, según  AP, estaba compuesto por una docena de jóvenes venezolanos, peruanos y costarricenses que trabajaron en Cuba desde el año 2009, pasando por turistas y buscando jóvenes cubanos para convertirlos en activistas políticos.

Associated Press afirma que USAID utilizó los servicios de la empresa contratista Creative Associates International, y promovió la creación de algunos mecanismos como una clínica para prevención y tratamiento del SIDA, para establecer contactos con cubanos que podrían servir como promotores por la democracia.

Por su parte la congresista republicana Ileana Ros-Lehtinen justificó las acciones de EE.UU. en la lucha por defender la democracia en la Isla.