María Bolívar: Lo del sistema biométrico ha caído mal en zonas populares

maria-josefina-bolivar

La excandidata presidencial se pronunció en contra de la implementación del llamado sistema que regula la compra de alimentos y productos. “En el Zulia y Táchira no evitó para nada el contrabando de alimentos, por el contrarió sirvió para racionar la compra de comida, mientras que por la frontera salen camiones cargados de productos venezolanos con complicidad de muchos ‘chivos de cuello rojo”.

María Bolívar considera contraproducente la aplicación de este mecanismo restrictivo en momentos en el que la economía venezolana muestra los peores números de la última década. “Presidente Maduro detenga de inmediato esa medida, que restringe el derecho de los venezolanos a vivir en un país libre. El Gobierno no es quién para decirnos cuándo y cuánto comprar, ya de por sí con el problema del desabastecimiento nos la vemos negras, imagínese prohibirnos comprar lo que nos haga falta”, precisó.

La dirigente política recordó que el sistema no arrojó resultados positivos ni en Zulia ni en Táchira, sino que contribuyó a la especulación y al crecimiento del mercado negro. “Fue creado para supuestamente evitar el contrabando, y las cifras muestran que no lo detuvo, entonces nos queda pensar que en realidad lo crearon fue para restringirnos, y que el sistema biométrico no es mas que la tarjeta de racionamiento cubana del siglo 21”, aseveró.

Bolívar presagia un malestar colectivo que puede crear serios conflictos. “No se metan con el estómago del pueblo, ya nos ha hecho bastante daño para venir con esta imposición, esta noticia no ha caído bien en los sectores populares, después no vayan a decir que son cosas de la ultraderecha”.

María Bolívar pidió respeto para con los venezolanos y para quienes dicientes de las medidas que pretende aplicar el gobierno. “No nos pueden llamar conspiradores, ni contrarrevolucionarios, a quienes no estamos de acuerdo con los disparates políticos y económicos de los gobernantes; yo soy una mujer de pueblo, que trabajo en una panadería donde compran los pobres y vivo sus problemas, y nunca les he negado ni restringido la venta de ningún producto”.

Exigió hablarle con la verdad a los venezolanos ya que “han dicho que con el sistema biométrico se terminarán las colas en los supermercados, cuando nos dicen que las colas se deben al gran poder adquisitivo de los venezolanos (…), estos políticos se caen a mentiras y nos caen a mentiras”. NP