Inflación anual acumula 39%, según BCV

(Foto Reuters)
(Foto Reuters)

 

La inflación venezolana continuó su escalada y alcanzó 63,4% interanual en el mes de agosto, la más alta de la región, informó este martes el Banco Central (BCV), que no divulgaba este índice desde mayo.

Sin embargo, según el ente la variación intermensual registra tres meses consecutivos de desaceleración, con un 4,4% para junio, 4,1% para julio y 3,9% en agosto.

Así, en los primeros ocho meses del año acumuló un incremento de 39%.

“La variación intermensual del INPC (índice nacional de precios al consumidor) desaceleró en agosto por tercer mes consecutivo, obteniéndose el registro más bajo entre los observados desde el mes de marzo, cuando los resultados del indicador comenzaron a verse afectados por la conflictividad política”, indicó el BCV en el informe divulgado con retraso en su sitio web.

El boletín, que no daba cifras sobre inflación desde el 12 de junio, cuando se publicaron las correspondientes a mayo, señala que para agosto los rubros más afectados fueron vivienda (8,1%), alimentos y bebidas alcohólicas (5,9%), así como restaurantes y hoteles (4,9).

La inflación sigue avanzando a pesar de las medidas aplicadas por el presidente Nicolás Maduro para contenerla, entre ellas las rebajas forzosas de precios en comercios, el límite en el precio de los alquileres comerciales o el cierre nocturno de la frontera para evitar la fuga de productos básicos, causante de una escasez que empuja al alza los precios.

Por sexto mes consecutivo, el BCV se abstuvo de publicar el índice de escasez, que mide el grado de abastecimiento de productos en los comercios.

Aunque es notable la aparición de artículos que no se hallaban en los anaqueles, en muchas tiendas y supermercados aún se observan repisas vacías debido a los retrasos del gobierno en la liquidación de dólares para las importaciones, de las que este país petrolero depende en 96%.

La escasez, que en enero alcanzó 28%, fue junto con la inflación y la violencia criminal uno de los principales motivos para las protestas contra el gobierno de Maduro entre febrero y mayo, que dejaron un saldo de 43 fallecidos.

Según economistas, la inflación y la escasez responden entre otras cosas a un disparado gasto público, a la expansión de la liquidez monetaria y a los controles de precio y de cambio vigentes desde 2003, que fomentan la importación y la corrupción, al tiempo que castigan la producción nacional.

AFP