En Colombia comienza a escasear moneda de $1.000

Foto El Heraldo
Foto El Heraldo
Cambistas de Barranquilla dicen que en el último mes han tenido problemas para conseguirlas. Según Banrepública, en 2013 había 117 millones de piezas de este valor en Colombia.

“Mi trabajo es cambiar  billetes por monedas y la gente me pide mucho las de $1.000 porque dicen que les gusta guardarlas en las alcancías”, cuenta Arnoldo Sanabria, un cambista barranquillero que afirma que ya ni en el Banco de la República encuentra tales piezas, según reseña El Heraldo

Ayer, cuando llegó a dicho banco ubicado en la carrera 46 con calle 45 esquina, él tuvo que conformarse con cambiar los $3 millones que llevaba en billetes por monedas de $500, pues eran las únicas que estaban disponibles. “La gente está guardando esas monedas de $1.000 que da miedo y por eso es difícil conseguirlas”.

De acuerdo con estadísticas publicadas por el Banco de la República, dicha moneda, que volvió a circular en el segundo semestre de 2012, registra una producción entre 2012 y 2013 de 117 millones de piezas. “La gente se está quedando con ellas en las alcancías y por eso no se ven casi”, comenta la subgerente del banco en Barranquilla, Virginia Fernández.

Esta pieza redonda de 9,95 gramos, elaborada con alpaca (cobre, zinc y níquel), hace parte de la nueva familia de monedas que entró a circular en el segundo semestre del 2012 y la cual es usada por personas como Milena Díaz, quien asegura que le gusta ahorrar con estas monedas porque “recoge uno así más plata”.

Este panorama de ‘acaparamiento’ de tal pieza le ha significado a Arnoldo más trabajo sobre su espalda. Él labora en ‘El palacio del menudo’, un lugar al que suelen acudir las personas para conseguir monedas y que es conocido por no mantener “el banco vacío”, pero el mismo Arnoldo reconoce que en las últimas semanas le ha tocado buscar “de tienda en tienda” esta moneda para ganar así un 1% sobre el valor que ‘menudee’ para no quedarle mal a sus clientes.

“Pareciera que se hubiesen acabado esas monedas”, manifiesta Hernán Saganome, director de Helmo, una empresa dedicada también al cambio de billetes que cuenta con sucursales en las principales ciudades del país. “Antes movía solo diez millones de pesos con monedas de mil, ahora me toca hacerlo con las de $200 y $500”. Comenta que en ciudades como Cali y Bogotá la situación es igual.

Para leer la nota completa entre  aquí