Venezuela enfrenta la mayor complejidad económica de los últimos cien años

PDVSA

Los venezolanos estamos en el medio de la mayor complejidad económica y social de los últimos 100 años, que es el tiempo en que se viene explotando la riqueza petrolera.

Lo preocupante es que en los últimos 15 años es cuando hemos recibido los mayores ingresos del petróleo que ha obtenido el Estado Venezolano durante la explotación de ese recurso natural que abunda en nuestro subsuelo.

Hoy podemos decir que el Estado Omnipotente distribuye esta inmensa riqueza que nos da el petróleo de una manera que no genera bienestar y calidad de vida a los venezolanos, acorde con la inmensa masa de recursos recibidos y que ronda el millón de millones de dólares (UN TRILLON), monto muy superior al que los demás países de Sur América han recibido por la explotación de sus riquezas naturales.

Algunos voceros oficiales resaltan que la mayoría de estos dólares del petróleo fueron a “mejoras para el pueblo”, como: viviendas, programas de inversión social, salud, vías de comunicación, servicios públicos, educación etc.

Lamentablemente, cuando analizamos algunos de ellos, nos encontramos:

Que el déficit de vivienda supera el millón ochocientas mil .Tenemos a unos 7 millones de venezolanos viviendo en ranchos y unos 3 millones con familiares. A pesar de los grandes recursos públicos invertidos en estos programas, no se visualiza una disminución sustancial tal como fue anunciado por voceros oficiales .Anualmente se requieren unas 150.000 soluciones habitacionales adicionales por el crecimiento demográfico y nuevas familias que se forman.

Programas de inversión social: Estos no han dado los resultados esperados y los inmensos recursos otorgados a los Concejos y Bancos Comunales para financiamiento de programas de inversión comunitarias o créditos de producción, no han logrado los objetivos previstos .Su manejo ha sido político de ahí su fracaso ya que los beneficiarios lo ven como un aporte clientelar y no como un compromiso a cumplir.

En salud se necesitan la construcción de hospitales y ambulatorios de al menos unas 50.000 camas adicionales, que se hagan en las distintas regiones de Venezuela, que es donde se observan las mayores fallas de asistencia hospitalaria y quirúrgica. .Así como mejorar sustancialmente la dotación de equipos y medicinas a los existentes.

En vías de comunicación: Nuestras carreteras y autopistas presentan fallas y deterioros que afectan a los vehículos que las utilizan, al dañarse estos por los huecos y hundimientos que existen, siendo las causas de numerosos accidentes.

La situación de los servicios públicos esenciales como electricidad y agua, afectan a todas las comunidades urbanas y rurales, a lo largo y ancho del país. Los montos invertidos son cuantiosos para sus mejoras, pero persisten las fallas de estos y generan graves inconveniencias no solamente a las familias sino a la actividad económica.

En educación se necesitan construir nuevas escuelas bien dotadas para 800.000 alumnos, liceos que cubran nuevos cupos para 500.000 estudiantes medios y universidades que alberguen 200.000 universitarios adicionales. Así como mejorar la infraestructura y dotación de equipos de las existentes.

Entre otras necesidades, están son las de mayor prioridad para crear bienestar a los venezolanos y sustituir el modelo del Estado Omnipotente por el de un Estado Benefactor que invierta los recursos del petróleo en inversiones sociales que nos den una mejor calidad de vida a la familia Venezolana. Prensa Red por la defensa al Trabajo, la Propiedad y la Constitución