Miguel Pizarro: La seguridad en el fútbol es responsabilidad de todos

miguelPizarro

El diputado de Primero Justicia, Miguel Pizarro, informó que a raíz de lo sucedido el pasado 9 de noviembre en el estado Portuguesa, donde Roberto Virosa, aficionado del Deportivo Lara murió al recibir un disparo en el pecho durante un encuentro de fútbol, solicitó a los Ministerios de Deporte, Interior y Justicia, a la Federación Venezolana de Fútbol y a la junta directiva de la Asamblea Nacional, la mayor disposición para trabajar coordinados para evitar nuevos hechos de violencia en el fútbol venezolano. NP

Destacó que estos acontecimientos deben llamar la atención de todas las partes involucradas. “Hechos de violencia en el fútbol venezolano han ocurrido anteriormente, y sin duda, estos actos de violencia empañan la actividad deportiva en nuestro país, pero el fútbol no debe asociarse a la violencia. Por el contrario debe entenderse como toda actividad deportiva de unión y encuentro entre los venezolanos”.

Pizarro señaló la necesidad de trabajar mancomunadamente en buscar soluciones efectivas a este problema que actualmente enluta al fútbol venezolano, e instó a todas las partes involucradas a tomar las experiencias extranjeras que hayan dado resultados positivos en el tema, como el caso inglés y los “Hooligans”.

Recordó que la Ley del Deporte fue creada con el fin de legislar en el ámbito deportivo, pero también con el fin de generar leyes especiales que favorezcan el desarrollo de las actividades deportivas en el país.

“Pero nuestro fútbol necesita organismos de seguridad formados para este tema. Necesita mejores operativos de seguridad, traducidos en operativos de seguridad antes, durante y al finalizar el encuentro deportivo, control en carreteras para viajes de barras, requisas en los estadios y fundamentalmente un orden interno preventivo para que existan suficientes funcionarios en caso de contingencias”.

El diputado hizo hincapié en este punto, “la falta de preparación en los organismo de seguridad ha ocasionado episodios donde los excesos policiales no lograron contener los hechos de violencia en las barras. Un ejemplo de este tipo ocurrió el 21 de octubre del 2010 en el Olímpico de la UCV, donde la Policía Metropolitana arremetió violentamente a los aficionados del Caracas Fútbol Club dejando varios heridos”.

Asimismo reiteró lo dicho por la directora de operaciones de la policía de Portuguesa, Gladys García, quien manifestó que el funcionario policial José Luis Marrufo, sería presentado ante un tribunal por su presunta vinculación con la muerte de Roberto Vidosa ocurrida en el estadio José Antonio Páez de Araure del estado Portuguesa, el pasado 9 de noviembre.

Por esta razón, Pizarro exhortó a la realización de una reunión entre las partes involucradas, a fin de coordinar esfuerzos para que estos hechos de violencia no vuelvan a ocurrir.

“No solo porque merecemos una investigación seria del caso Vidosa y que los responsables sean castigados, sino porque sumando voluntades, integrando y poniendo en marcha ejemplos que hayan dado buenos resultados, es posible acabar con la violencia en nuestro fútbol”.