Trabajadores de la Central Azucarera Venezuela protestaron por despidos injustificados

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Un nutrido grupo de trabajadores de la empresa estatal azucarera Central Venezuela, ubicada en la localidad de El Batey, municipio Sucre del estado Zulia, protestaron la mañana del pasado martes y forzaron la salida del Gerente Técnico de dicha empresa Ramiro Araujo, quien debió abandonar las instalaciones escoltado por funcionarios del Cuerpo de Policía Bolivariana del estado Zulia (Cpbez).

Los obreros manifestaron que la protesta se debía al nuevo despido de 22 compañeros de trabajo que habían sido despedidos de manera injustificada el pasado mes de abril y que recientemente debieron ser reenganchados, debido a una providencia del Ministerio del Poder Popular para el Trabajo, pero que la mañana del martes fueron notificados que se encontraban despedidos nuevamente, lo que catalogaron los empleados como “la gota que rebasó el vaso”.

Salió escoltado

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

A las instalaciones de la estatal azucarera hicieron presencia funcionarios del Cpbez y de la Guardia Nacional Bolivariana adscritos al Comando de El Batey, quienes resguardaron la integridad del Ingeniero Ramiro Araujo, Gerente Técnico del Central Venezuela y de quien los trabajadores pidieron sea destituido por su mala gestión al frente de la empresa.

“Denunciamos el yugo que tenemos hoy se termina el yugo que tiene impuesto la gerencia en conjunto con el sindicato y la contraloría, nos han atropellado” expresó Giordani Fernández uno de los veintidós trabajadores despedidos nuevamente.

Tras varias horas de protestas, el Gerente salió de su residencia y se subió a una patrulla del Cpbez, para abandonar las instalaciones de la empresa, mientras que un piquete de la GNB acordonaba la zona donde se encontraban los trabajadores protestando a fin de evitar actos de violencia.

No la pararon

Los trabajadores aclararon que la empresa no se encontraba paralizada por la protesta que ellos estaban efectuando, pues las razones reales para que la factoría no esté produciendo a su capacidad real es la falta de insumos tales como diesel, sacos, envases plásticos, entre otros.

“No es culpa de los trabajadores que la empresa se pare por gasoil, la solicitudes no la manejamos nosotros, eso depende de la gerencia” manifestó Ronny Manzanillo empleado del Central.

En este sentido se conoció que la empresa necesita de al menos dos gandolas diarias de diesel para funcionar, sin embargo desde el pasado sábado solo han ingresado alrededor de 5 de estos camiones lo que no permite un funcionamiento óptimo de la maquinaria.

Los trabajadores se encuentran exigiendo la presencia del General Wilfredo Silva, Presidente de la Junta Liquidadora Interventora y Supresora de la Corporación Venezolana Agraria de Azúcar (CVA Azúcar) a fin de obtener respuestas satisfactorias en cuanto a sus demandas, pues aseguran que las únicas explicaciones que reciben en torno a los despidos injustificados es que “son órdenes del General”.