Gobierno venezolano teme fuga de cerebros que ya hace tiempo que comenzó

FOTO EFE
FOTO EFE

El chavismo teme que el intercambio de talentos, propuesto en la Cumbre Iberoamericana de Veracruz, suponga una fuga de cerebros hacia los países más ricos. El vicepresidente de Venezuela, Jorge Arreaza, recela del proyecto de movilidad de estudiantes, profesores e investigadores planteado en la XXIV Cumbre, porque teme que represente una fuga de cerebros hacia naciones más prósperas, así lo publicó ABC.es

Arreaza no cuenta que la fuga de cerebros en su país ocurre desde hace lustros: en los últimos quince años, un millón y medio de venezolanos se han marchado de esta nación rica en petróleo. El 80 por ciento son profesionales. Al menos 200.000 residen en España, el segundo destino después de Estados Unidos. La deriva del chavismo, la crisis económica y una violencia sin fin han acelerado los planes de ciudadanos de clase media para emigrar al extranjero. La clase alta comenzó a marcharse hace años.

Problemas de agenda

Arreaza cree que este proyecto necesita una regulación para evitar que el talento se traslade a los países más desarrollados, en lugar de ir a las zonas donde es más necesario. El vicepresidente venezolano disculpó la ausencia en esta cita del presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, por problemas de agenda, informa Europa Press.

Durante su intervención, Arreaza hizo un repaso a las políticas educativas que se han desarrollado en Venezuela en los últimos años y subrayó que, con la llegada al poder de Hugo Chávez, se paralizó el proceso de privatización en el sector educativo de Venezuela.