El Papa reza por la familia y el mundo en el Año Nuevo

(foto EFE)
(foto EFE)

En su primer acto público de 2015, el papa Francisco hizo el jueves un deseo de Año Nuevo: que no haya más guerras.

Decenas de miles de turistas, peregrinos y romanos abarrotaron la Plaza de San Pedro para la primera aparición del papa en 2015 desde la ventana de su despacho frente a la Plaza.

Francisco expresó el deseo de “que nunca haya más guerras”. Le dijo a la multitud que “la paz siempre es posible. Tenemos que buscarla”.

El papa señaló hacia un letrero entre la multitud que decía “La oración es la raíz de la paz” y dijo estar de acuerdo con eso.

Momentos antes, al oficiar la misa de Año Nuevo en la Basílica de San Pedro, el papa rezó por bendiciones para “toda la familia humana”. Francisco también pidió que Dios “conceda la paz a nuestros días: paz en los corazones, paz en las familias, paz entre las naciones”.

AP