Imputadas 17 personas por irregularidades en Abastos Bicentenario de Ciudad Bolívar

NPG
NPG

Como muestra del combate frontal que desde el estado Bolívar se emprende contra la guerra económica, el acaparamiento, la usura y las mafias que atentan contra los derechos fundamentales del pueblo en materia alimentaria, el gobernador Francisco Rangel Gómez anunció la detención de 17 personas, presuntamente incursas en actos irregulares en el Abastos Bicentenario de Ciudad Bolívar. Nueva Prensa Guayana

El mandatario regional informó que en horas de la noche del martes se efectuó un procedimiento en Abastos Bicentenario de Ciudad Bolívar, donde fueron incautados alimentos que estaban siendo traficados de manera irregular. Durante el procedimiento fueron detenidas y están siendo imputadas estas 17 personas, vinculadas a una presunta mafia de alimentos.

Gracias a una denuncia realizada por ciudadanos bolivarenses, se hizo seguimiento al caso y se detectó la irregular situación en la que varios vehículos que se encontraban en el estacionamiento del local comercial, fueron cargados con 150 kilos de leche destinados a la reventa.

El mandatario regional precisó que de acuerdo a las primeras pesquisas, cada caja de leche, que contiene 12 kilos del producto, sería comercializada a 3 mil bolívares, es decir, 250 bolívares cada kilo, pese a que el precio regulado es de 64,49 bolívares por kilo.

Ante la situación, el gobernador Rangel Gómez aseguró que se está aplicando todo el peso de la ley contra los responsables para que no sigan sucediendo hechos que atenten contra la seguridad alimentaria en el territorio bolivarense, por lo que ya están imputadas 17 personas; el gerente, un grupo de trabajadores y los dueños de los vehículos implicados en el suceso.

“Nosotros no podemos aceptar ninguna situación que perjudique al pueblo. Seguiremos defendiendo la Ley de Precios Justos para resguardar la economía de los venezolanos. Hago un llamado a la ética del consumidor, no podemos pagar un kilo de leche a 300 bolívares”, declaró.

Rangel felicitó y reconoció el esfuerzo del Sundee, del Sebin, de la Fuerza Armada Nacional Bolivariana y otros organismos de seguridad del estado que están dedicados de manera frontal a las tareas de supervisión, atención de denuncias e investigación de estos acontecimientos para frenar de manera definitiva los vicios que se han generado como efecto de la guerra económica y que están relacionados con hechos delictivos como  la usura, acaparamiento, especulación, tráfico de alimentos y otros.

También reconoció el valor de la inteligencia social y dijo que gracias al rol asumido por el poder popular organizado se han logrado los más importantes hallazgos que han permitido dar certeros golpes a los autores y promotores de la guerra económica.