La “Coqui” nunca superó que la dejara

(foto  Sergio Villasmil)
(foto Sergio Villasmil)

Las esperanzas de Beatriz Calvo (30) se esfumaron ayer en la tarde. Quería que el cadáver enterrado en el cementerio municipal de Encontrados, municipio Catatumbo, no fuera el de su hijo  Luis Fernando Lambertinez Calvo. Todos los exámenes forenses dieron positivo. Por primera vez en 39 días, hoy la expareja se encontrará en tribunales. Así lo reseña laverdad.com / Sergio Villasmil

Calvo no dejaba de pensar y de buscar un motivo que justificara a su expareja Dariana Darina Portillo Urdaneta (29), alias la “Coqui”, para matar a su único hijo.

– ¿Cuándo ustedes terminaron quedó enemistadas? 

– Nos seguimos hablando, pero ya no teníamos nada. Ella por su lado y yo por el mío. Creo que la “Coqui” nunca superó que la dejara

– ¿Por qué cree que lo mató?

– Ay, yo no sé. Mi hijo la quería mucho. Ellos se querían mucho.

La relación que habría comenzado, hace siete meses desde que se conocieron por Facebook, terminó en desgracia, odio y lágrimas.

Una fuente policial, relacionada con La Verdad, presume que se trate de una venganza, por la ruptura amorosa entre ambas mujeres. Se conoció que dos jóvenes están detenidos por el hallazgo del teléfono, donde llamaban a la madre del menor para pedir el rescate.