EEUU: Venezuela no ha hecho esfuerzos suficientes contra el tráfico de personas

Foto archivo
Foto archivo

 

Estados Unidos reconoció este lunes los esfuerzos de Cuba para combatir el tráfico de personas, pero acusó a Venezuela de esfuerzos insuficientes contra este azote que el Departamento de Estado denunció como “esclavitud moderna”.

Estados Unidos mantuvo por segundo año consecutivo a Venezuela en el escalafón más bajo, al considerar que Caracas incumple los estándares mínimos y no hace “esfuerzos significativos” para reparar esa situación, reseñó AFP.

El país suramericano se une a Rusia, Tailandia, Libia, así como Argelia, Siria, Yemen y Corea del Norte y otros 16 países en el peor renglón del listado compilado por el Departamento de Estado.

La mayoría de ellos ya estaban en lo más bajo de la clasificación que cada año realiza la diplomacia estadounidense sobre 188 países.

Los países en el escalón 3, la categoría más baja, son aquellos cuyos gobiernos incumplen las normas internacionales contra el tráfico y “no realizan esfuerzos significativos”, señala el informe de 382 páginas.

Rusia se encuentra en esta categoría desde 2013, mientras que China fue elevada en 2014 a la “lista de observación”, donde se mantuvo este año.

Lucha contra la ‘esclavitud moderna’

La mayoría de los países de América Latina están ubicados en el escalón 2, admirados por sus esfuerzos por cumplir las normas internacionales aunque no lo consigan del todo.

Chile es el único de la región en el escalón 1, junto con la mayoría de los países europeos y Australia, por su lucha contra el tráfico de personas y adherirse a la totalidad de los estándares internacionales.

Según la Organización Internacional del Trabajo, el tráfico de personas representa una industria de 150.000 millones de dólares al año, incluyendo 99.000 millones solo por el tráfico sexual.

Washington estima que unas 20 millones de personas son víctimas de la trata.

“El tráfico de personas es un insulto a la dignidad humana y un ataque contra la libertad”, señaló el secretario de Estado John Kerry en el informe, en el que llamó a una “lucha contra la esclavitud moderna”.