Alerta en Estados Unidos por una nueva especie de “súper piojos”

super_piojos

Las autoridades sanitarias y colegios de al menos 25 entidades de Estados Unidos están alerta ante la aparición de una nueva especie de “Super piojos” que muestran alta resistencia a los tratamientos convencionales. Miami Diario

Según lo que se ha conocido, los parásitos han desarrollado defensas eficaces contra los piretroides, el pesticida más empleado para combatirlos y también el principal activo de los shampoo y jabones comerciales anti-piojos. La sustancia bloquea el sistema nerviosos de los insectos, dejándolos inmóviles hasta que mueren.

Yoon Kyong, investigador de la Universidad de Illinios, explicó a LatinosPost, que un equipo de la institución recogió muestras de piojos de 104 poblaciones en todo el país. Al realizar los análisis, detectaron una variación genética ligada a la resistencia contra los pitetroides.

El especialista menciona que la resistencia podría tener su origen en que ya son demasiados años de utilizar la misma herramienta para combatir el problema. Poco a poco, el organismo de las nuevas generaciones fue tomando nota del daño que la referida sustancia les ocasionaba, y crearon una manera de anular sus efectos.

La Sociedad de Química Americana reporta que la primera vez que se supo de esta inusual súper resistencia fue en Israel, en la década de los 90’s. Desde entonces, los piojos han deambulado por diversos países, hasta llegar a Estados Unidos, donde han sembrado su descendencia a lo largo de los años, para mala fortuna de personas, sobre del sector infantil.

Cifras del Centro de Control y Prevención de enfermedades (CDC por sus siglas en inglés), citadas por Liberty Voice, revelan que en suelo norteamericano se han registrado hasta 12 millones de infestaciones al año.

Expertos afirman que quienes sean presa el nuevo tipo de piojo aún pueden recurrir alternativas farmacéuticas más agresivas, aunque para adquirirlas deberán contar con prescripción médica.

Las pequeñas alimañas se adaptan mejor a determinados tipos de cabellera, siendo su mayor obstáculo la de las personas afroamericanas. Usando sus pequeñas garras, se prenden al cuero cabelludo, desde donde se alimentan con la sangre de su víctima, ocasionándole picazón e inflamación.