¿Por qué Maduro cierra la frontera de Venezuela con Colombia?

CAR12. SAN ANTONIO (VENEZUELA), 30/08/2015.- Integrante del ejército venezolano inspeccionan a un motociclista en las inmediaciones de la Aduana Principal fronteriza entre Colombia y Venezuela hoy, domingo 30 de agosto de 2015, en la ciudad de San Antonio (Venezuela). El Gobierno de Venezuela reiteró hoy que el cierre de parte de la frontera solo ha generado beneficios a su país después de que las autoridades hicieran un recorrido para confirmar que la medida se está cumpliendo en 140 kilómetros de los límites con Colombia. El presidente de Venezuela Nicolás Maduro decidió cerrar parte de la frontera con Colombia la medianoche del 19 de agosto después de que tres militares y un civil venezolanos resultasen heridos en un ataque de supuestos contrabandistas en la zona limítrofe a lo que sumó, dos días después, el decreto de estado de excepción en la zona. EFE/MIGUEL GUTIÉRREZ
EFE/MIGUEL GUTIÉRREZ

Los analistas coinciden en señalar que detrás de la decisión del presidente Nicolás Maduro de cerrar en el estado Táchira parte de sufrontera con Colombia se mueven intereses políticos para ocultar la grave crisis socio-económica que afecta a los venezolanos, suspender las elecciones legislativas o recuperar su caída popularidad en los sondeos, publica abc.es.

Ludmila Vinogradoff/Corresponsal en Caracas

Maduro aseguró que extender el cierre a los diez municipios fronterizos del Táchira, que se encuentran bajo estado de excepción por tiempo indefinido, «traerá beneficios porque se acabará el contrabando y la delincuencia» antes de emprender una gira por Vietnam y China este fin de semana.

Su viaje por los países asiáticos en medio del conflicto internacional que causó por la deportación masiva de colombianos en pleno apogeo con demandas internacionales en curso, también ha sido criticado por los políticos opositores. En una semana la medida en Táchira provocó el éxodo de 8.250 colombianos de los cuales unos 1.100 fueron expulsados a Cúcuta, a los que Maduro les partió la vida en dos partes. Llevan bajo el brazo un voluminoso expediente de denuncias sobre la violación de sus derechos.

Luis Vicente León, director de Datanálisis, sostiene que aún es pronto para medir los resultados de la medida fronteriza y no está seguro que recupere el chavismo los votos en diciembre. De lo que es seguro es que «si las elecciones fueran mañana Maduro saldría derrotado con menos de 25 por ciento».

El diputado chavista Saúl Ortega, vicepresidente de Política Exterior de la Asamblea Nacional, defiende a Maduro. Considera que el cierre de la frontera con Colombia es oportuno para que el Gobierno venezolano replantee las conversaciones con Colombia y se establezcan planes que no se han cumplido. «En Colombia es legal el contrabando y el presidente Juan Manuel Santos no hace nada para solventar eso». Lo dijo en el programa dominical de Carlos Croes.

El legislador aseguró que mientras el Gobierno nacional hace esfuerzos para garantizar los derechos de los colombianos, el presidente Juan Manuel Santos no ha hecho nada. «Mientras tenemos militares y funcionarios de seguridad en la frontera, del lado de Colombia no hay nadie».

Adolfo Salgueiro, internacionalista, dijo a ABC que «nadie niega que existe un importante contrabando de extracción desde Venezuela hacia Colombia de mercancías subsidiadas por el gobierno de Caracas pero es del conocimiento común que tales hechos delictivos se llevan a cabo por una colaboración entre contrabandistas y fuerzas militares que permiten o protegen tales actividades».

«Es evidente –y así lo deducen amplios sectores del país- que de lo que se trata es de distraer la atención que acarrean los muy graves problemas de orden político y económico que afectan a Venezuela, tanto más en medio de una campana electoral inminente», añadió Salgueiro.

Por su lado, el politólogo Carlos Raúl Hernández, dijo a ABC que Maduro «busca escalar un conflicto con Colombia. Desde hace meses, ante su desesperada situación electoral, se propone por diversas vías crear un conflicto de grandes proporciones en el país que le permita suspender el proceso electoral».

Y es que todas las encuestas favorecen a la oposición. La Mesa de la Unidad Democrática (MUD) luce con un mínimo de 56% y un máximo de 70% en los sondeos para las legislativas del 6 de diciembre, lo que le da una amplia mayoría para cambiar el desastre chavista.

Chúo Torrealba, secretario ejecutivo de la MUD, criticó la contradicción de Maduro de viajar a China «para buscar ayuda la misma semana que se produce una crisis financiera mundial por el colapso financiero chino. Eso no lo entiende nadie, gastando dinero en un viaje sin sentido mientras el país se hunde en el hambre. Lo único que le interesa es aferrarse al poder».

Por su lado, el gobernador de Miranda, Henrique Capriles, señala que Venezuela «va por un barranco mientras el Gobierno viaja a China alegremente.Con este cierre de la frontera, hay una clara intención de que los venezolanos nos distraigamos y nos pongamos a pelear con Colombia cuando nuestro pueblo está pagando las consecuencias de un gobierno que perdió la conexión con la realidad del país».

Denuncia de Machado

Por su lado la ex diputada María Corina Machado califica de «arbitraria, injustificada y brutal» la deportación masiva de colombianos. Maduro argumenta que «fue una alevosa y condenable agresión contra integrantes de nuestra FAN, que deploramos y lamentamos; pero todos sabemos que con ello quieren encubrir su responsabilidad política por el cuadro de deterioro de todos los aspectos de la vida nacional, que conforman ya una peligrosa crisis humanitaria».

«Ante el colapso del Estado mafioso y la pérdida del respaldo popular, incluso en sus propias filas, aunado a la destrucción de la economía nacional, Nicolás Maduro ha pretendido crear conflictos internos, como la represión desencadenada contra el rebelde estado Táchira y externos, primero con Guyana, siempre con los Estados Unidos de América y ahora con Colombia», concluyó Machado. Está por ver si el cierre de la frontera se traducirá en votos a favor o en contra de Maduro en diciembre, tomando en cuenta que hay cinco millones de colombianos empadronados en Venezuela.