Presidente chino promete mejor clima de inversiones ante líderes empresariales EEUU

 REUTERS/David Ryder
REUTERS/David Ryder

 

El presidente chino, Xi Jinping, buscó proyectar un buen clima de negocios para las firmas estadounidenses el miércoles, al decir que su país está preparado para reducir gran parte de las restricciones sobre la inversión extranjera y estimó un largo período de crecimiento para China, reseña Reuters.

Xi, quien inició el martes una visita de una semana a Estados Unidos, realizó sus comentarios a un grupo de líderes empresariales en Seattle. Poco después de sus palabras Boeing Co confirmó que recibió órdenes y compromisos por 300 aviones desde China, por un valor de 38.000 millones de dólares.

La parada en la Costa Oeste es la primera etapa del viaje de Xi a Estados Unidos y le da la oportunidad de resaltar la cooperación de China con las compañías locales antes de dirigirse a Washington, donde lidiará con todo el espectro que tensa las relaciones, desde la tensión por el Mar de China a los derechos humanos.

“La positiva tendencia a largo plazo de la economía de China no cambiará”, dijo Xi en la reunión, pese a que nuevos datos mostraron el miércoles que la actividad del sector fabril del país se hundió a mínimos de seis años y medio este mes.

Xi aseguró que era consciente de los riesgos y desafíos que enfrenta la economía china, y que estaba adoptando medidas macroeconómicas contundentes e innovadoras para abordarlas.

El reciente menor control sobre el yuan -devaluando efectivamente su moneda para impulsar sus exportaciones- enfadó a Estados Unidos y se le culpó de la turbulencia de los mercados en agosto.

“Creo que desde una perspectiva de largo plazo, los fundamentos económicos de China son buenos”, afirmó Xi en la reunión, que incluyó al presidente ejecutivo de Apple, Tim Cook, y a Warren Buffet de Berkshire Hathaway.

“Estamos trabajando para crear un nuevo sistema económico abierto, avanzar con reformas de la gestión de inversión extranjera y reducir en gran medida las restricciones sobre inversión extranjera”, agregó.

Xi también afirmó que espera que a cambio Estados Unidos relaje sus restricciones a las exportaciones sobre productos de alta tecnología y cree un ambiente empresarial justo para los inversores chinos en el país.

VISITA A CAMPUS DE MICROSOFT

Tras su reunión con los líderes empresariales, Xi recorrió Everett, en Washington, donde Boeing fabrica aviones como el 777 y el 787 Dreamliner.

Xi visitó más tarde el campus de Microsoft en Seattle, donde fue recibido por el co-fundador de la firma Bill Gates, su presidente ejecutivo, Satya Nadella, y otros ejecutivos de alto rango.

Luego asistió a una reunión de presidente ejecutivos estadounidenses y chinos y fue recibido, entre otros, por el CEO de Facebook, Mark Zuckerberg, quien habló con Xi en mandarín.

La conversación, que fue privada, duró alrededor de un minuto. Facebook está prohibido en China.

Aunque algunas empresas habían difundido de manera privada que la reunión con sus presidente ejecutivos con Xi podría ser significativa y durar una hora o más, de hecho, fue poco más que un intercambio de cumplidos y una sesión de fotos.

Una portavoz de Microsoft dijo que Xi habló durante unos seis minutos y que ninguno de los líderes empresariales estadounidenses respondió.