Corto y Picante: “Ya Maduro está dejando de ser …” Por @FariasJoseLuis

 

thumbnailjoseluisfariasConfieso que siempre pensé, pues parecía obvio por no tener mucho de dónde escoger, que el difunto nos dejaría a Nicolás Maduro como sucesor. Aunque paradójicamente nunca me pude explicar por qué tomaría la decisión de echarnos semejante vainón.

El caso es que, acontecido el agravio a los venezolanos (chavistas incluidos), me tomé todo su tiempo de permanencia en la presidencia de la república para encontrar la razón del legado y ahora, cuando parecía comprenderlo todo, resulta que ya Maduro está dejando de ser lo que es.

Tiene al país rodando por un precipicio sin fin, las colas y la ola de crímenes son la mejor campaña contra su gobierno, a los chavistas de los “refugios” hay que pagarle para que vayan a los actos, revientan los escándalos de corrupción en PDVSA, el precio del petróleo se fue a pique, el imperio lo asusta, los chulos del Alba lo dejan solo, los Castro prefieren a Obama, Granger le saca la lengua y se adueña hasta de la plataforma marina u submarina del Esequibo, Franklin Nieves le echa paja, se habla de “nuevas deserciones” (videos incluidos), Manuel Rosales regresa, Diosdado no lo aplaude… y el 6 de diciembre le espera una pela.

Por lo cual, tratar de explicar su origen en el poder pareciera una banalidad y atrae más encontrar la razón de su empeño en decir que no piensa en abandonarlo.

Una tarea más sencilla que se pudiera resumir en: el “poder seduce”, el miedo a perderlo inmoviliza y la incapacidad para comprender el significado de “las ratas abandonando el barco” es más grande que la incapacidad de sus ejecutorias (o la falta de ellas) para gobernar conforme a los intereses del país.

Razones todas que le ponen a ladrar que seguirá en el poder “como sea”, sin percatarse de que los venezolanos lo desalojarán “como debe ser”: a punta de votos, porque como dije al comienzo: “ya Maduro está dejando de ser”.