Más de dos mil agentes velarán por la seguridad del clásico Real Madrid-Barcelona

Foto archivo
Foto archivo

Más de 2.000 efectivos velarán por la seguridad en el clásico del fútbol español que disputarán el sábado Real Madrid y Barcelona en el estadio Santiago Bernabéu, informó el Gobierno.

Reuters

La Delegación del Gobierno en Madrid decidió reforzar las medidas de seguridad por tratarse de un partido de alto riesgo después de los atentados de la semana pasada en París, en los que fallecieron 129 personas.

Las autoridades españolas han intensificado las medidas de seguridad dentro del nivel 4 de alerta antiterrorista, activado desde junio pasado.

Esta semana ya fueron suspendidos por motivos de seguridad dos partidos de selecciones nacionales: el duelo entre Bélgica y España que debía disputarse en Bruselas y el encuentro de Alemania y Holanda en Hannover.

El clásico del fútbol español, que suscita un gran interés a nivel mundial pues los equipos cuentan con estrellas de renombre internacional como Lionel Messi o Cristiano Ronaldo, contará con una dotación de 1.000 agentes de la policía nacional y 1.195 efectivos de seguridad privada, además de 122 policías locales, así como personal de emergencia, protección civil y bomberos.

El estadio no cuenta con arcos de seguridad (para detectar metales) y requiere registros personalizados para evitar la entrada de objetos sospechosos.

Está previsto que al Bernabéu acudan en torno a 80.000 personas para un partido que será seguido por millones de aficionados de todo el mundo por televisión.

Ante el incremento de las medidas de seguridad, el Gobierno aconsejó a los aficionados que acudan al encuentro debidamente documentados y con suficiente antelación, y que “en la medida de lo posible, todos estén dentro del estadio 10 minutos antes del inicio del partido”.