Arrecia el acoso político en las instituciones públicas

AL MENOS 398 CASOS DE CHIKUNGUÑA EN VENEZUELA

A menos de una semana para las elecciones parlamentarias y tal como lo han hecho en contiendas anteriores, el Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV) intenta endosarse el voto de los dos millones 500 mil trabajadores de la administración pública y de los ciudadanos beneficiados con las misiones.

Leopoldo Márquez / La Verdad

Para lograr su objetivo, el Ejecutivo nacional comenzó desde hace semanas una campaña interna en las instituciones del Estado, promoviendo el voto emocional de los chavistas. Un trabajador de PDVSA, que no quiso identificarse por temor a represalias, denunció que el pasado domingo recibió en su teléfono celular un mensaje de texto donde le advertían que si no ganaba el oficialismo perdería su trabajo. “TU ESTABILIDAD LABORAL no estará garantizada si la DERECHA GANA la ASAMBLEA. ¡NO TE DEJES ENGANAR! (sic)”.

La oposición venezolana ya ha denunciado la “campaña del miedo” que emprendió el Gobierno nacional para disuadir a sus trabajadores a que voten por ellos porque son los únicos que “garantizan” la estabilidad laboral y la continuidad de los programas sociales.

Para seguir leyendo, pulse aquí.