Pedro Castro Guillén: La agonía del foro de Sau Paulo

 

thumbnailpedrocastroEl Foro de Sau Paulo, es una organización continental de la izquierda latinoamericana fundada por el Partido de los Trabajadores del Brasil en 1990, para discutir las consecuencias para su política de la desaparición de los países llamados del “Socialismo Real” y las consecuencias de las políticas neoliberales en el subcontinente. En otras palabras el debate era sobre la crisis del stalinismo y el avance de las políticas reformistas en economía y del fortalecimiento de la democracia en la región.

La llegada al poder de Hugo Chávez en 1998, significó un impulso significativo de esta organización por su respaldo abierto al Foro y las organizaciones miembros. Como era de esperarse la conquista del poder por una facción de Foro en un país petrolero y de la significación de Venezuela, tendría consecuencias muy positivas que se sintieron muy rápidamente con el triunfo del Partido de los Trabajadores en Brasil con la Presidencia de Lula da Silva en 2002, luego el Frente Amplio en Uruguay que llevo a la Presidencia  Tabaré Vásquez en 2004, luego la victoria del MAS en Bolivia en 2005, con la Presidencia de Evo Morales y así una seguidilla de triunfos en toda la subregión donde se incluye Centroamérica donde en el Salvador gana el FMLN la Presidencia con Mauricio Funes en el 2009. Todo esto con un mensaje reformista y reivindicacionista de los derechos de las masas populares, donde su consigna más significativa sería la eliminación de la pobreza.

Estos movimientos populistas de izquierda también se montarían en la ola de ascenso de los precios de las materias primas que impactaría positivamente sobre el conjunto de la región. Con el fin de este ciclo hemos visto un declinamiento y crisis del populismo que afecta las posibilidades en el poder de todos los partidos y movimientos del Foro.

La entrega de Cuba en los brazos de los EE.UU (2015), el triunfo de Macri en la Argentina (2015), la derrota del referendo constitucional en Bolivia (2016)  que corta las posibilidades de  Evo Morales  de volverse a presentar a las elecciones presidenciales, la derrota masiva y contundente del PSUV en las elecciones legislativas (2015) y la crisis del gobierno del Dilma Rousseff y los escándalos de corrupción que involucran al ex presidente Lula, colocan al Foro de Sau Paulo en una crisis terminal.

Ahora bien, si el problema de crisis que vive la región sobre todo los últimos dos años se pudiera explicar sólo por el muy clásico vaivén de los precios de las materias prima, cuestión que forma parte de la historia del populismo y de la historia macroeconómica de América Latina, el actual cambio de las elites políticas sería otro episodio de lo ya vivido en el Siglo XX. El asunto significativo es que la derrota de los movimientos populistas del Foro paulista es la derrota amplia de regímenes que mostraron una desembozada tendencia antidemocrática y desplegaron un proceso intolerable de corrupción que colocó las economías respectiva en fuertes procesos de franco retroceso, con un fracaso en los objetivos sociales que ha significado un agravamiento preocupante de la pobreza.

Los casos más emblemáticos los de Venezuela y Brasil, donde los procesos de corrupción han hundido al país en una crisis de amplias proporciones. Tanto la actual mandataria Dilma Rousseff como el ex presidente Lula, están involucrados en una trama de corrupción de proporciones gigantescas que afectan a la petrolera estatal PETROBRAS así como a la empresa privada Odebrecht donde su presidente acaba de ser condenado a 19 años de prisión. Pero lo grave es la falta de escrúpulos que muestran en su comportamiento, cuando en su accionar político no les importa hundir al país en la violencia social y la inestabilidad económica y política.

En Venezuela con la crisis terminal del régimen castro-chavista-madurista se va a terminar de decidir el destino del Foro de Sau Paulo en los inminentes enfrentamientos porvenir.  Que vuelva a surgir fortalecida la democracia en la Región y en Venezuela pasa por la derrota definitiva de la izquierda stalinista agrupada en el Foro.

Pedro Vicente Castro Guillen      @pedrovcastrog