China pone bajo custodia a 11 sospechosos de escribir carta contra Xi

wen yunchao
Wen Yunchao denunció el “secuestro” de familiares

 

El Gobierno chino ha puesto bajo custodia a once personas en relación con una polémica carta publicada en varios portales de internet que, firmada por “miembros leales al Partido Comunista”, pide la dimisión del presidente Xi Jinping, informó a Efe un disidente desde Nueva York.

El disidente es el escritor Wen Yunchao, quien reveló, vía correo electrónico, que sus propios padres y su hermano, quienes permanecen en China, fueron “secuestrados” por las autoridades el pasado 22 de marzo en relación a esa misiva, además de otras ocho personas.

Precisamente fue Wen quien “descubrió” y difundió en redes sociales que el portal de noticias Wujie, ligado al Gobierno, había publicado el 4 de marzo la misiva contra Xi.

“A partir del 10 de marzo empezaron a buscar a mis familiares en China para investigar mi relación con la carta y me presionaron para que admitiera que yo tenía relación directa con ella”, denunció Wen.

Wen insiste en que no es el autor de la carta y que sólo supo de ella cuando fue publicada en internet.

Otra de las personas puestas bajo custodia es Jia Jia, un conocido periodista que, según pudo saber Efe, fue detenido y trasladado a un lugar desconocido tras comentar la carta con un antiguo compañero, Ouyang Hongliang, director ejecutivo del portal Wujie, el cual podría haber sido obligado a dejar de publicar.

“Las autoridades deberían abandonar la persecución política sobre aquellos que sospechan que están detrás de la carta y liberar a todos los que están detenidos”, afirmó, por su lado, William Nee, de Amnistía Internacional.

La misiva, que llegó a circular extensamente por internet hasta que fue censurada, arguye que, debido a la concentración de poderes de Xi, se están “experimentando problemas sin precedentes”.

Además denuncia que Xi “ha debilitado el poder de todos los órganos estatales”, entre ellos el del propio primer ministro, Li Keqiang.

Y en el plano económico, la carta cita la crisis bursátil o el exceso de capacidad de la industria como señales de fracaso del presidente Xi. EFE