Iglesia mexicana alerta que legalizar marihuana impulsará consumo en jóvenes

Foto: archivo
Foto: archivo

 

Legalizar la marihuana disminuiría la violencia ligada a su tráfico pero llevaría a un problema de salud pública por el aumento de su consumo, especialmente entre los jóvenes, señaló hoy la Iglesia católica mexicana.

EFE

“Los primeros afectados serán los jóvenes, de tal forma que si se quiere evitar la violencia por su prohibición, se desatará un problema de salud pública por su consumo”, destacó la Arquidiócesis Primada de México en un artículo.

Y es que cuando se plantea solo la problemática “desde el punto de vista económico, se olvidan los aspectos más importantes para toda decisión política, los aspectos éticos y sociales”, agregó.

El escrito, titulado “Discusión sobre la marihuana y otras drogas”, repasó las conclusiones a las que se llegó en un reciente foro organizado por la Iglesia Católica en la Universidad Pontificia de México con el objetivo de analizar las consecuencias del uso lúdico o recreativo de la planta.

“La mayoría de los expositores presentó innumerables pruebas científicas sobre la inconveniencia de promover la legalización de este enervante”, destacó el texto.

En este sentido, el arzobispo primado de México, cardenal Norberto Rivera, advirtió: “Lo peor que nos puede pasar es que ante los problemas que no podemos solucionar tomemos el camino de ‘legalizar’ los problemas condenando con ello a los jóvenes y a las nuevas generaciones a un mundo sin remedio que ellos, tarde o temprano, tendrán que reordenar”.

En el foro se concluyó que las drogas causan problemas de salud y de adicción, que las “víctimas inmediatas” son los adolescentes y los jóvenes y muchas veces “de manera irreversible”, que las medidas prohibicionistas no han dado los resultados esperados por la “alta corrupción del comercio ilegal” y que la regulación disminuiría el narcotráfico pero propiciará el consumo.

“Las políticas públicas deben buscar soluciones integrales, no solo tratando de resolver las consecuencias, sino, sobre todo las causas: se debe buscar la recuperación de los ambientes sociales, el desarrollo de las familias y las oportunidades de estudio y trabajo para los jóvenes”, agregó.

México se encuentra inmerso en un debate nacional sobre el uso de la marihuana tras la aprobación del suministro de derivados de cannabis para varios niños enfermos y un fallo histórico de la Suprema Corte emitido en noviembre pasado.

En dicha resolución, el alto tribunal consideró que la actual legislación afecta al derecho de libre desarrollo de la personalidad ante el consumo de la marihuana, lo que condujo a la autorización del cultivo y uso con fines recreativos a cuatro ciudadanos que presentaron un recurso.