UNT exige cierre del vertedero La Guásima

Screenshot_17

 

Una vez más el diputado de la Asamblea Nacional por Un Nuevo Tiempo, Leandro Domínguez, exigió al Gobernador de Carabobo que cumpla con el cierre del vertedero de basura La Guásima, el cual tiene 50 años causando daño al ambiente y a la salud de los habitantes cercanos.

Nota de prensa

Durante una inspección realizada por el parlamentario en el lugar y acompañado del presidente de de la Sub Comisión de Ambiente de la AN, Carlos Andres González, junto a los legisladores Carlos Lozano y Ronny Flores y representantes de la ONG Comisión Ambiental de Libertador, Domínguez precisó que debido a la militarización de la entrada principal del vertedero, tuvieron que acceder por una trocha que da hacía dicho el sitio donde depositan a cielo abierto la basura de cinco municipios de la entidad.

Acotó que aunque se normalizó el acceso y paso de los camiones de aseo, el cual había estado restringido por la inestabilidad del terreno ante la falta de mantenimiento por parte de la Gobernación -ente que administra La Guásima- “exhortamos a que se decrete la emergencia en materia sanitaria en Libertador y se busquen soluciones al colapso del vertedero que afecta a la Gran Valencia por las fallas en la recolección de desechos generadas por las irregularidades en dicho lugar”.

El diputado de UNT en Carabobo, agregó que “el Gobernador del estado, Francisco Ameliach y el Ministerio del Ambiente deben proceder a la clausura del vertedero tal como lo anunció el mandatario regional durante uno de sus programas radiales”.

Agregó que como parlamentario, junto a sus colegas legisladores “estamos comprometidos con el pueblo y vamos a solicitar en la AN un derecho de palabra ante la Comisión de Ambiente, para tratar este tema y que se revise la Ley de Disposición Final de Desechos Sólidos”.

Leandro Domínguez puntualizó que “en Tocuyito se vive una situación precaria debido a las enfermedades a las que han sometido a las personas que habitan en comunidades cercanas al vertedero al estar expuestos constantemente a gases contaminantes pero también sufre Valencia, Naguanagua y San Diego por los problemas del botadero”.

Por tal motivo, dijo que “es lamentable que Ameliach incumpliera con el cierre del vertedero, pues a la fecha no lo ha hecho ni hay evidencias de que vaya a suceder; por eso insistimos en que se presente el proyecto del relleno sanitario para Valencia (…) No les importa la salud y vida de los libertadorenses y específicamente de los tocuyitanos”.

Agregó que también es imperante que en todos los municipios de la entidad existan rellenos sanitarios para disponer los desechos, por lo que la Gobernación de Carabobo debe emprender los proyectos previos a la clausura de La Guásima.