Estudiantes universitarios protestaron por la crisis en la Educación Superior

(foto REUTERS/Marco Bello)
(foto REUTERS/Marco Bello)

Cientos de estudiantes de la Universidad Central de Venezuela (UCV), una de las más importantes del país, junto a otras casas de estudio marcharon hoy en Caracas para protestar por la “crisis universitaria” que, aseguran, viven las universidades públicas.

La concentración de estudiantes, liderada por la Federación de Centros Universitarios (FCU) de la UCV -controlada por opositores al Gobierno del presidente Nicolás Maduro-, reunió además a profesores, trabajadores de la institución y a la propia rectora de la universidad, Cecilia García Arocha.

La marcha intentó ir hasta el Ministerio de Educación Universitaria para entregar un documento en el que hacen formal los reclamos de los estudiantes hacia las autoridades nacionales, pero fue detenida a los pocos metros de haberse iniciado por un fuerte cordón policial que, con decenas de funcionarios, cerró las salidas de la universidad.

El viceministro de Educación Andrés Eloy Ruiz se trasladó hasta la entrada de la universidad para recibir el reclamos de los estudiantes y evitar que estos insistieran en su intento por marchar a través del centro de Caracas, en una jornada en la que un grupo de estudiantes afectos al Gobierno se movilizaron por la misma zona.

La rectora de la UCV aseguró a Ruiz que los reclamos de los estudiantes exigiendo recursos, y acciones frente a la inseguridad, recoge reclamos de todas las organizaciones que hacen vida en esta y otras universidades públicas que han asegurado estar al borde el cierre.

“Yo sí creo que ha llegado el momento de que ustedes (Gobierno) asuman junto con nosotros el resguardo de las universidades, en el caso de la UCV hay un colapso financiero inducido, que va a llevar a un cierre mañana o pasado”, dijo.

(foto REUTERS/Marco Bello)
(foto REUTERS/Marco Bello)

El viceministro por su parte aseguró que las autoridades están intentando solventar los reclamos de los estudiantes.

El presidente de la Asociación de Profesores de la UCV, el profesor Víctor Márquez, informó a los estudiantes que dieron a las autoridades 48 horas para dar respuestas a los reclamos, y una semana para solventar los problemas, pero que si esto no ocurre volverán a las calles.

El líder estudiantil Hasler Iglesias, presidente de la FCU de la UCV, aseguró antes de que se iniciara la movilización que el Gobierno “ha deliberadamente obligado a las universidades a reducir su capacidad, a reducir los servicios estudiantiles, a reducir la capacidad académica, a violar los derechos de los estudiantes”.

Iglesias aseguró que “las universidades venezolanas no van a tener salvación mientras que Venezuela no se salve”. EFE