ONG de Costa Rica envía carta a Tarek William Saab

ONG de Costa Rica

Este lunes 6 de Junio, activistas de España, Colombia, Costa Rica, Venezuela y Panamá, miembros de la ONG Operación Libertad Internacional, enviaron una carta al Defensor del Pueblo de Venezuela. En ella expresan su “…preocupación por los atropellos y tratos crueles sistemáticamente cometidos en Venezuela contra activistas de Derechos Humanos”. Esta ONG ha llevado en los últimos años ante organismos internacionales distintos casos y denuncias sobre el incremento de una política agresiva por parte del gobierno de Venezuela contra los movimientos estudiantiles y activistas políticos que exigen reivindicaciones y respeto de sus derechos y garantías constitucionales.

Desde el pasado 4 de septiembre del 2014, luego de denunciar en la mesa de negociaciones de paz de la ONU, la presencia de campamentos guerrilleros del ELN y FARC en Venezuela y el ocultamiento de víctimas colombo-venezolanas del terrorismo por parte del gobierno colombiano, los miembros de esta organización han sufrido una serie de atropellos que van desde las detenciones arbitrarias y extrajudiciales de Lorent Saleh y Gabriel Valles en Bogotá, hasta amenazas e interrogatorios de sus miembros en Costa Rica y Colombia por parte de los servicios de inteligencia de estos países.

Aquí el texto: 

CIUDADANO TAREK W. SAAB

DEFENSOR DEL PUEBLO DE VENEZUELA

Su Despacho-.

Nos dirigimos a usted, en nuestra condición de Organización Internacional de Derechos Humanos, con la firme necesidad de expresar nuestra preocupación por los atropellos y tratos crueles sistemáticamente cometidos en Venezuela contra activistas de Derechos Humanos.

Como Defensor del Pueblo no debe olvidar, ni pasar por alto, que desde su investidura no puede seguir discriminando a los ciudadanos por su afinidad con un partido político.

Hoy tienen a dos activistas de Derechos Humanos encerrados en un sótano del Servicio Bolivariano de Inteligencia Nacional, donde su estatus no es otro que el de “secuestrados” políticos, pudiéndose comparar con la descripción de los considerados “prisioneros de guerra”. Lorent Saleh y Gabriel Valles tienen casi dos años encerrados, detenidos de forma arbitraria, sin orden de aprehensión anterior al de su detención, debido a un vil montaje realizado para incriminarlos, violándose así sus Derechos Humanos, la Constitución de Venezuela y todo sentido común actual. Eso sin sumarle los tratos crueles e inhumanos a los cuales han sido sometidos.

Sin duda alguna el mayor cinismo se expresa en la descarada forma en la cual la falta de atención médica se convierte en el moderno castigo, y lo peor aún, avalado en el silencio y complacencia que a todas luces muestra la Defensoría del Pueblo y la Fiscalía de Derechos Fundamentales.

Esos dos jóvenes venezolanos, activistas y reconocidos luchadores sociales, son de los pocos que se han atrevido a denunciar y asistir a las víctimas de abusos y atropellos en geriátricos públicos, hospitales, cárceles comunes y tribunales.

En coordinación con nuestra ONG Operación Libertad, atendieron y asistieron a las víctimas de extorsiones y atropellos de los grupos irregulares y bandas criminales organizadas en los campos y fronteras de Venezuela, víctimas que sólo recibieron la burla de los organismos públicos y en muchos casos, más atropellos.

La Defensoría del Pueblo, en su gestión anterior, fue la mayor piedra de tranca, precisamente, en la atención de casos de violaciones de DDHH, esto por su desproporcionada e irresponsable parcialidad política y compromiso con un sector económico-político nacional.

Como miembros de una ONG que hoy tiene más de 7años luchando por el respeto y la promoción de los Derechos Humanos y las Libertades Ciudadanas, siguiendo instrucciones de nuestro Fundador Lorent Saleh y Director Gabriel Valles, hemos apostado a la actual gestión de la Defensoría del Pueblo a cargo de usted Dr. Tarek Williams Saab.

Esto no nos impide callar frente a lo que está sucediendo y que evidentemente genera malestar en la comunidad nacional e internacional, al contrario, nos obliga aún más a manifestar nuestra preocupación y del mismo modo reiterar nuestra mayor disposición en colaborar y apoyar todas las acciones de la Defensoría del Pueblo que vayan en favor de la ciudadanía y sus Derechos Humanos, apegados como siempre a nuestra filosofía institucional y a nuestro plan estratégico de trabajo.

En consecuencia de lo expuesto le pedimos respetuosamente la mayor reflexión sobre la responsabilidad histórica de la que hoy no puede escapar su gestión y el compromiso administrativo con todos los ciudadanos en Venezuela sin distinción alguna de raza, ideología, credo o religión.

Doctor Tarek Saab sea usted entonces un garante de los Derechos Humanos y no cómplice de la aberración política y judicial a la cual son sometidos  nuestros compañeros, frene de una buena vez los vejámenes a los que someten a activistas de Derechos Humanos en Venezuela. Lorent Saleh atraviesa por una seria complicación de salud causada por el estado venezolano y hoy sigue esperando atención médica a pesar de las ligeras afirmaciones que usted realizó hace más de una semana y que solo quedaron en eso, “ligeras afirmaciones” de twitter, ya que hasta la fecha nada de lo expuesto por usted se ha materializado y aún se espera por una urgente y necesaria atención médica para el Activista en Derechos Humanos y compañero Lorent Saleh.

Quedamos de usted, atentamente.

Lennard García Guillén, Venezuela

John Fonseca Álvarez, Costa Rica

Álvaro Miguel Daza Hernández, Colombia

Paola Andrea Díaz Garzón, Colombia

Marco Elías Hernández Nicotra, Panamá

Armando David Rodríguez Negrín, España

¿Por qué escriben al Defensor del Pueblo?

La figura de Defensor del Pueblo u Ombudsman es la autoridad del Estado encargada de “la promoción, defensa y vigilancia de los derechos y garantías” establecidos en la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela (CRBV), así como de los convenios y tratados internacionales. En este sentido, desde Operación Libertad subrayan que “Como Defensor del Pueblo no debe olvidar, ni pasar por alto, que desde su investidura no puede seguir discriminando a los ciudadanos por su afinidad con un partido político.”

La carta emitida en la ciudad de San José -Costa Rica-, desde donde funciona la sede principal de esta organización, fue entregada por el representante de Operación Libertad en Venezuela, Lennard García, luego de sostener una reunión con el Defensor del Pueblo del estado Barinas, el Abg. Roberto Patiño, este lunes en horas de la tarde. Aunque el despacho se encontraba sin luz por razones de “racionamiento eléctrico”, se pudieron tocar varios temas al respecto, en lo que fue una reunión “amena”. La Defensoría del Pueblo alegó que su labor es mediar para el cumplimiento de las leyes, por lo que Patiño estableció una agenda de reuniones para avanzar al respecto con la participación de la Dirección de Asuntos Jurídicos del órgano en Caracas.

García aseveró que “El Defensor del Pueblo debe sobreponerse a sus marcadas limitaciones partidistas e ideológicas y asumir sin miedo y con mucha seriedad su labor social y jurídica. La nación requiere que esta institución tan importante empiece a ejercer su labor de manera real y demuestre resultados concretos”. Por otra parte, el representante de Operación Libertad para asuntos Ibéricos, Armando David Rodríguez Negrín, expresó que apela “al sentido común del Defensor del Pueblo”, y lo insta “respetuosamente a que asuma sin temor su deber histórico e institucional, que no permita que continúe esta atrocidad que indigna a la comunidad democrática. Interceda en la liberación de Lorent Saleh y Gabriel Valles, quienes son a todas luces inocentes. En el mundo estamos viendo con mucha atención todo lo que sucede en Venezuela, no siga siendo cómplice de los abusos de un sistema que está en fase terminal, si no lo cree así, puede preguntarle a Don Rodríguez Zapatero”.

Por último, el representante de esta organización para los asuntos Centroamericanos, el costarricense John Fonseca Alvarez informó que “En los próximos días estaremos realizando una solicitud formal a la Mesa de la Unidad Democrática y al Vicepresidente de Venezuela Aristóbulo Istúriz para que inviten al Expresidente y Premio Nobel de la Paz Don Oscar Arias como mediador para el proceso de negociación y transición venezolana. Si alguien tiene credenciales para llevar acabo esta labor es Don Oscar, que ayudó a la pacificación de Centro América en momentos de gran conflictividad”.