Marcos Hernández López: ¿El poder mediático ya no funciona?

thumbnailmarcoshernandezlopezTengo visión compartida con los especialistas en materia de estrategias de imagen,  “el espacio de la “magia” de la publicidad no debe nunca sustituir el debate de las ideas”. Tiene significación puntualizar que el gobierno revolucionario se apoya en sofisticadas técnicas comunicacionales, orientadas a dos fenómenos sociales de profundas consecuencias políticas que apuntan hacia: la mediatización de la sociedad y la confusión valorativa de sus prioridades siempre mirando siempre el escenario electoral. En nuestro país observamos a diario una práctica perversa como el gobierno utiliza a un marketing político para transformar las mentiras en verdades, el objetivo que se trata de alcanzar están en las distorsionadas imágenes.

Screenshot_1

Según Chomsky (1990), los medios de comunicación masivos actúan como transmisores de mensajes a través de sus imágenes hacia el ciudadano promedio. Por lo tanto su función principal es entretener, informar e impartir valores y códigos de comportamiento que propiciarán que los individuos se moldeen a las estructuras sociales. La manipulación mediática surge del interés de los grupos dominantes por conformar una conciencia colectiva, lo que Chomsky explica con sus propias palabras:

“En un estado totalitario no importa lo que la gente piensa, puesto que el gobierno puede controlarla por la fuerza empleando porras. Pero cuando no se puede controlar a la gente por la fuerza, uno tiene que controlar lo que la gente piensa, y el medio típico para hacerlo es mediante la propaganda (manufactura del consenso, creación de ilusiones necesarias), marginalizando al público en general o reduciéndolo a alguna forma de apatía”.

Ahora bien, sabemos que los números son demoledores para el gobierno y todo apunta a una derrota segura para el Chavismo en cualquier escenario electoral, el proyecto bolivariano no lo entregaran tan fácilmente. Revisando algunas bibliografías con enfoques mediáticos, pareciera que el equipo estratégico del presidente Chávez – Maduro en sus estrategias convocaron desesperadamente en un momento histórico a Chomsky con sus 10 estrategias de manipulación mediática: La estrategia de la distracción 2. Crear problemas y después ofrecer soluciones. . 3. La estrategia de la gradualidad. 4. La estrategia de diferir. 5. Dirigirse al público como criaturas de poca edad. .6. Utilizar el aspecto emocional mucho más que la reflexión. 7. Mantener al público en la ignorancia y la mediocridad. 8. Estimular al público a ser complaciente con la mediocridad… 

Si revisamos la historia electoral del Chavismodurante 15 años las estrategias mediáticas tuvo su peso específico, debemos tomar como premisas, la primera y segunda derrotas, la Reforma planteada por el Comandante Chávez, en el año 2007 y luego la sufrida el 6D del año 2015. El fracaso del año 2007, si bien electoralmente Chávez fue derrotado, no se vinculó con el fin de la revolución, es decir no causó daños colaterales, se conservaba todo el poder político: la Presidencia de la Republica, la mayoría de la Asamblea Nacional, Gobernadores, Alcaldes, Diputados del Consejos Legislativos y Concejales en todos los Concejos Municipales. Existía un Chavismo fuerte solo temporalmente desmoralizados por ser su primera derrota en comicios electorales.

Sin embargo, la derrota del 6D de 2015, indudablemente si fue un duro golpe, la oposición representada en la MUD lograba un amplio triunfo en las elecciones parlamentarias, resultado 112 diputados, ésta derrota si fue significativa y desmoralizante hasta divisionista. La MUD ahora maneja estratégicamente el poder legislativo, poder imprescindible para el funcionamiento del Estado Venezolano. La Asamblea Nacional es una trinchera de lucha democrática que de manera quirúrgica  viene develando los movimientos que hace el TSJ a favor de Maduro para preservar el gobierno central. No obstante, la Asamblea Nacional crece en credibilidad entre los venezolanos, por sus diferentes denuncias de los verdaderos responsables de la crisis económica derivada en hambre para el pueblo, social, pero ahora se extiende a lo político, aquí el gran problema existencial de la revolución, emergió la posibilidad real del RR.

A partir de 6D de 2015, el país transitapor un ciclo de casi cuatro años de eventos electorales seguidos; este año 2016 deberíamos tener por la situación país un Referendo Revocatorio Presidencial, además, elecciones regionales para elegir gobernadores, diputados a los Consejos Legislativos estadales; en el 2017 tendremos elecciones municipales para elegir alcaldes, concejales y  en el 2018 elecciones presidenciales. Todo un verdadero desafío para la oposición y el gobierno. La fortalezay Oportunidad para la MUD es que las estrategiasmediáticas que activa Maduro trazadas por sus consultores externos e internos parecieranque ya no funcionan como en épocas de Chávez.

Director de la consultora HERCON Consultores

Correo: hernándezhercon@gmail.com

Síguenos en Twitter: @Hercon44 / @Herconsultores