Brasil confirma 45 jefes de Estado y de Gobierno en los Olímpicos de Río

Una vista a través de una valla muestra la sede del Comité Olímpico de Rusia, que también alberga la gestión de la Federación Rusa de Atletismo en Moscú, Rusia, 10 de noviembre de 2015. El Ministerio ruso de Deportes, dijo el martes que estaba abierto para una cooperación más estrecha con el Mundial Antidopaje Agencia (AMA) con el fin de eliminar las irregularidades cometidas por el organismo de control antidopaje de Rusia y su laboratorio acreditado. AMA ha recomendado que los atletas rusos están excluidos de eventos internacionales, incluyendo los Juegos Olímpicos de 2016 en Brasil. REUTERS / Maxim Shemetov TPX IMÁGENES DEL DÍA
REUTERS / Maxim Shemetov

El canciller brasileño, José Serra, afirmó hoy que 45 jefes de Estado y de Gobierno han confirmado su presencia en los Juegos Olímpicos de Río de Janeiro, los cuales comienzan el próximo 5 de agosto.

Entre ellos Serra citó al presidente de Francia, François Hollande; al primer ministro de Italia, Matteo Renzi, y a los presidentes de Argentina, Maurício Macri; de Colombia, Juan Manuel Santos; y de Paraguay, Horacio Cartes.

Además de los líderes, 55 ministros de Deporte de diversos países también visitarán Río durante la mayor competición deportiva del mundo, según aseguró Serra tras visitar la sede que el ministerio de Relaciones Exteriores tiene en Río de Janeiro.

En dicha sede serán realizados dos eventos durante los Juegos Olímpicos, uno en la apertura y otro en la clausura, y otros dos durante los Paralímpicos, que inician en septiembre.

Los Juegos de Río de Janeiro comenzarán el próximo agosto con el temor de un eventual atentado terrorista, el cual aumentó después de que las autoridades detuvieran en Brasil a diez sospechosos que supuestamente pretendían actuar durante la competición.

El canciller declaró hoy que la seguridad durante los Olímpicos será reforzada después de los últimos atentados terroristas que han tenido lugar en varios países del mundo y declaró que ningún país es “inmune”.

“La inseguridad en relación al terrorismo es mundial. Están siendo alcanzados países de Europa que no está organizando nada, ningún evento. El fenómeno de la violencia de ese Estado Islámico es una especie de enfermedad rara que está sucediendo en todo el mundo y es realmente triste, sorprendente. Necesita ser enfrentada”, declaró el ministro. EFE