Hallan cuerpos decapitados y calcinados de desaparecidos que iban a pagar un rescate

El taxista de J&M Express en Guarenas había salido con un cliente con destino a Rio Chico el viernes 16 de septiembre
El taxista de la línea de taxis J&M Express en Guarenas, había salido con un cliente con destino a Río Chico el viernes 16 de septiembre

 

En horas la mañana en la parroquia de Mamporal, Municipio Buroz, en el sector de Aramina “Los Avestruces” del estado Miranda, fueron hallados dentro de un vehículo, dos cuerpos calcinados y decapitados, los cuerpos pertenecen a un taxista de Guarenas y a un cliente que había solicitado sus servicios.

Trascendió que el nombre del profesional del volante era Ender Alexander Méndez Azuay, el mismo el día viernes fue contactado con un cliente particular que lo contrató para realizar una carrera hacia Rio Chico, presuntamente era para pagar el rescate de un vehículo, Méndez accedió y realizo la carrera. Al salir notificó a sus compañeros hacia donde iba pero nunca llegó al destino. La otra víctima aún no ha sido identificada.

El día de hoy comisiones de la Policía del Estado Miranda, en el sector Aramina, hallaron un vehículo quemado y abandonado, modelo Turpial, placas AE140FA, serial de carrocería 8Y5480222AD000652, en su interior se encontraban 2 cuerpos decapitados y calcinados, a pocos metros hallaron las cabezas de las víctimas en una zona boscosa.

Vehículo donde se trasladaba Méndez y su cliente
Vehículo donde se trasladaba Méndez y su cliente

 

Compañeros de la línea de taxi donde trabajaba en Guarenas, J&M Express, aseguran que la última vez que lo vieron había sido abordado en Higuerote por unos sujetos, presuntamente uniformados de Guardia Nacionales, a bordo de una camioneta Grand Cherokee, color Blanca, después partieron a rumbo desconocido y no se obtuvo más información.

Autoridades presumen que los autores del hecho se hayan hecho pasar por funcionarios para cobrar el rescate y posteriormente asesinaron a las víctimas para no dejar evidencia. Cicpc Investiga el caso.

Ender Alexander Méndez Azuay tenía años trabajando como taxista, deja a una esposa y a una hija de pocos meses de edad.

El Cuerpo de Investigaciones, Científicas, Penales y Criminalísticas investiga el caso.

 

Román Camacho @RcamachoVzla