Venezuela y Jamaica podrían enfrentarse por propiedad de refinería PetroJam

Jamaica y Venezuela también podría ser encabezado por un enfrentamiento el próximo mes sobre la propiedad de la refinería Petrojam en Kingston
Jamaica y Venezuela también podría ser encabezado por un enfrentamiento el próximo mes sobre la propiedad de la refinería Petrojam en Kingston

 

El Gerente General de Petrojam, Winston Watson dijo ayer en una reunión de la Comisión de Economía y Producción de la Cámara de Representantes que el tema de la prevista actualización y ampliación de la anticuada refineríatendrá que ser decidido para finales de octubre.

Por Henry Balford para Jamaica Observer | Traducción libre del inglés por lapatilla.com

Preguntado por el miembro de la oposición Fitz Jackson sobre cuáles son las opciones de Jamaica si Venezuela no cumple con ese plazo, Watson dijo que el hecho de que PDV Caribe, filial de Petróleos de Venezuela (PDVSA), posea una participación del 49 por ciento de la refinería de petróleo de Jamaica debe ser una incentivo para que busque maximizar y mejorar su inversión en Petrojam.

Sin embargo, está de acuerdo con Jackson que, a pesar de un acuerdo para la actualización y con las garantías de los venezolanos, nada ha sucedido desde que PDVSA compró las acciones de la refinería local en 2008 por US 63,5 millones de dólares.

“Si dicen que no, entonces supongo que tendríamos que ir al mercado y buscar otro inversor,” respondió. Sin embargo, advirtió que esta opción implicaría “un proceso más detallado”.

Watson dijo que Jamaica no ha entrado en un intercambio detallado del compromiso de Venezuela con el acuerdo, pero ha hecho “sondeos” y se mostró satisfecho con la respuesta.

“Hemos preguntado ¿Todavía están interesados en la modernización de la refinería? Y se obtiene como respuesta sí”. Pero, ahora que tenemos la información final (informes), no tienen ningún argumento porque ahora tienen los datos; así que o participan o callan”, agregó.

Watson dijo a la Comisión de Economía y Producción que preside Anthony Hylton que la refinería vende actualmente sus productos a la Empresa de Servicios Públicos de Jamaica (JPS). Sin embargo, la JPS tiene programado para utilizar gas natural licuado (GNL) en las plantas de San Jaime y Santa Catalina, por lo que la refinería se enfrentará a un reto importante en la eliminación de su combustible pesado (HFO), que ocupa el 45 por ciento de su producción y se vende principalmente a la compañía eléctrica.

“Una vez que la JPS cambia al GNL, entonces vamos a tener un problema de eliminación de nuestra HFO”, explicó.

Dijo que la refinería ha estado explorando la venta de más petróleo a los mercados de transporte aéreo y marítimo, y la exportación también.

“Sin embargo, la verdad es, usted tendrá que convertir ese combustible pesado, con un poco de conversión profunda, para hacer gasolina y más combustible diesel y jet”, dijo a la comisión.

Señaló que la expansión y modernización de la refinería se planificó en forma concurrente con el proyecto de GNL de la JPS.

“De hecho, Petrojam estaba por delante de la JPS en términos de los planes, e incluso en el diseño y el trabajo que hemos realizado. Nos fuimos adelante, pero ahora hemos sido superados “, dijo.

Preguntado por Hylton sobre cuál era el riesgo para los activos de la refinería, dijo que la refinería podría entrar en un “modo de terminal”, “porque una vez que no pueda vender su producción, vas a tener un problema”.

Dijo que, si se adelanta el plan de mejoras, la refinería sería cumplir con el requisito de 48.000 a 50.000 barriles de productos al día de Jamaica.

“Así que, esencialmente, sería capaz de producir todos los productos de Jamaica requiere de un cargamento de petróleo crudo, y cumplir con las normas ambientales. Estamos importando diesel bajo en azufre, que seríamos capaces de producir … nos estaríamos ahorrando unos US $ 300 millones de dólares sustituyendo importaciones, así como la creación de empleo “, dijo Watson.

Se hizo conocida la posición de la refinería a la comisión de la Cámara, que estaba investigando temas de energía renovables y alternativas de la isla casi cuatro meses después de que el primer ministro Andrew Holness se reunió con el presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, en la Jamaica House en Kingston.

Holness le dijo al Jamaica Observer después de la reunión con Maduro que habían establecido un plazo de tres meses para la decisión final que se persigue con “toda la seriedad y presteza” necesarias.

Sin embargo, el Gobierno de Venezuela parecía haber preferido una “ventana de decisión” de cuatro meses, mientras Watson le informó a la comisión que los expertos de PDVSA estarían viniendo a Jamaica la próxima semana para el ejercicio de estas negociaciones.

Watson dijo que estaba convencido de que la decisión se alcanzará a finales de octubre.

Petrojam es propiedad en un 51 por ciento por el Gobierno de Jamaica, a través de la Corporación de Petróleo de Jamaica.

La refinería Petrojam tiene la capacidad de refinación de 36.000 barriles de petróleo por día, pero Jamaica quiere hacer crecer esa capacidad a 50.000 barriles en el marco de un proyecto que también busca habilitar la planta para refinar crudos más pesados y más baratos.

De acuerdo con un informe ambiental presentado a la autoridad de planificación hace unos seis años, un estudio de ingeniería completado en 2008 había determinado que el proyecto requeriría US $ 758 millones de dólares en fondos de capital que Jamaica carecía.

El plan alternativo era que Caracas tomarara una participación adicional del dos por ciento, y por lo tanto el control mayoritario en Petrojam, pero también falló.

Petrojam importa alrededor de nueve millones de barriles de crudo al año, sobre todo en condiciones favorables de Venezuela. También importa productos refinados, según sea necesario.

Se ha especulado desde principios de 2015 que los inversionistas chinos estárían interesados en la compra del 49 por ciento de los venezolanos

Se le preguntó al entonces ministro de energía, Phillip Paulwell, el año pasado sobre esa posiblidad y dijo: “Creo que podrían estar mirando de cerca, pero no voy a decir mucho más que eso.”