Profesores de la Universidad Simón Bolívar rechazan las acciones tomadas por el TSJ

Universidad-Simon-Bolivar3_Carrusel

La Junta Directiva de la Asociación de Profesores de la Universidad Simón Bolívar manifestó su “más absoluto desacuerdo y repudio para con recientes expresiones y acciones, tanto del Poder Ejecutivo como del Judicial, con la finalidad de limitar y/o anular las actuaciones que le corresponden a la Asamblea Nacional, Poder Legislativo del Estado venezolano, dado el caso que limitar o anular el desempeño de un poder constituido viola disposiciones elementales contenidas en nuestro texto fundamental, que consagran a la nación venezolana como un Estado democrático y social de Derecho y de Justicia”.

En este sentido, el profesor William Anseume, presidente de la APUSB, señaló que “la gravedad de estas actuaciones anticonstitucionales del propio Presidente de la República y del Tribunal Supremo de Justicia atenta contra la democracia, contra la debida autonomía y funcionalidad de los poderes públicos y contra la manifestación electoral de los ciudadanos venezolanos a través de la selección de diputados a la Asamblea Nacional ocurrida legítimamente en diciembre pasado”.

Anseume recordó que, como señala nuestra Constitución, son atribuciones básicas de la Asamblea “… la función legislativa, la función de control político sobre la Administración Pública Nacional y sobre el Gobierno, las autorizaciones y, en particular, los mecanismos de control del órgano legislativo sobre el Poder Ejecutivo”.

Por su parte, el profesor Luis Buttó, secretario general de la APUSB, transmitió el mensaje de la comunidad universitaria al gobierno nacional y al Tribunal Supremo de Justicia con el fin de “respetar el estado de Derecho y a la ciudadanía a sumar esfuerzos por la restitución plena e inmediata de las libertades políticas y civiles del pueblo venezolano en tanto y cuanto limitar o anular las potestades de la Asamblea constituye una afrenta grave a la Democracia”.

La Junta Directiva de la APUSB alertó también a la comunidad democrática internacional “acerca de la violación sistemática de nuestro texto constitucional por parte del gobierno nacional, así como la conminó a mantenerse vigilante acerca del crispado proceso político en Venezuela”.

Np