Luis Somaza: A confesión de parte, relevo de prueba

thumbnailluissomaza

¡En Venezuela vivimos en Dictadura, existen los presos políticos!

Cuántas veces hemos escuchado esta frase “A confesión de parte, relevo de pruebas”. Y es que este es un axioma jurídico que significa que quien confiesa algo libera a la contraparte de tener que probarlo. Definición muy apropiada en estos momentos de diálogo con enviados del Vaticano, para ratificar que en Venezuela vivimos en Dictadura, pues Nicolás decidió dar algunas muestras de conciliación y paz, liberando algunos de sus presos políticos.

Si bien la Unidad, puso esto como parte de las condiciones para llegar a un diálogo, la realidad es que solo se ha cumplido con menos del 1% de este acuerdo. Recordemos que el Foro Penal Venezolano registra un total de 111 presos políticos en todo país. Así que llamemos esto por su nombre, no es un cumplimiento del acuerdo, esto tan solo es una liberación de rehenes, donde lo más probable es que hoy liberen a tres (03) presos políticos y mañana dicten privativa de libertad a otros diez (10) por pensar distinto.

Hoy el gobierno libera a presos políticos de los partidos políticos que se sentaron en la mesa de negociación ¿Y los de Voluntad Popular? Celebramos las liberaciones, pero la muestra es clara, le da migajas a quien se le arrodilla. Es por esta razón que Voluntad Popular no se suma a este diálogo. No existe una verdadera muestra por parte del régimen de acatar los acuerdos. Esto es una cortina de humo para seguir manteniéndose a toda costa en el poder.

Nuestra solicitud siempre ha sido clara y firme, queremos la liberación de los 111 presos políticos, la apertura del canal humanitario, el llamado inmediato a Referendo Revocatorio o en su defecto destitución del Presidente de la República y con ello el restablecimiento del hilo Constitucional.

Señores del gobierno, si su amor es profundo por el pueblo venezolano; así como lo han dicho en innumerables campañas políticas; dejen que el pueblo hable, se exprese y forme parte de este diálogo de paz, pues todos sabemos y así lo abala nuestra constitución, que el dialogo, las decisiones y los acuerdos de paz en nuestro país está en manos del pueblo. ¡El pueblo en la calle, es el que habla y decide! ¡La voz del pueblo es la voz de Dios!

Tenemos más de 17 años esperando muestras de avance y lo que nos ha dado es más miseria y retraso, tanto que hemos caído en la más grande crisis humanitaria que jamás se haya visto en Venezuela. Nicolás con el hambre y la salud del pueblo no se juega ni se negocia. Son muchas las vidas de venezolanos inocentes las que se han perdido producto de la inseguridad desbordada, muchas las familias que no tienen con qué comer, que no tienen como costear un tratamiento médico, más allá de la escases de alimentos y medicinas.

Es ahora o nunca Venezuela. Debemos abrir nuestros ojos y seguir hacia adelante en nuestra lucha no violenta y pacífica por la salida. Este jueves 3 de noviembre, a las 10am. vamos todos en movilización pacífica para Miraflores a exigir nuestro derecho, Referendo Revocatorio y/o Renuncia del Presidente.

Como lo dijo nuestro hermano Leopoldo López: “A una dictadura no se le pide permiso, se le enfrenta, iremos a donde cualquier pueblo tiene el derecho legítimo de ir: a la sede del gobierno. Debemos ser millones, hagamos la protesta más grande de nuestra historia. El éxito depende de todos”.

Hermanos, el cambio está cerca y claro que lo vamos a lograr con la fuerza de la Voluntad Popular. ¡No te canses que nosotros tampoco lo haremos! SI SE PUEDE.

¡Fuerza y Fe!

Luis Somaza
Concejal de Baruta
Voluntad Popular