Adrian Lovera: Mientras el hambre y la yuca amarga enluta a las familias, el Gobierno se hace el loco

Adrian Lovera- La Pedrera

El dirigente de Primero Justicia en Caracas, Adrian Lovera, reiteró sus críticas este domingo a la asignación de cuantiosos recursos para los carnavales de Caracas, mientras en la ciudad se registraba la muerte de una familia por consumo de yuca amarga y el fallecimiento de infantes por desnutrición.

Nota de prensa

“Mientras Jorge Rodríguez malgastó los recursos de Caracas en una fiesta de carnaval, las familias caraqueñas vieron enlutarse sus hogares, ya no por la delincuencia a la que nos hemos acostumbrado, esta vez fue el hambre la que cobró vidas de caraqueños, sin que esto cause reacción en las autoridades de la capital. Es grave que mientras el hambre y la yuca amarga enlutaron a las familias caraqueñas, el Gobierno se hace el loco”, reprochó Adrian Lovera.

El joven dirigente capitalino indicó que los problemas de Caracas no son la prioridad del Alcalde del Municipio Libertador, “a Jorge Rodríguez no le importa lo que pasa en Caracas, su único objetivo es mantenerse enchufado en el poder, por eso se quiere convertir en un paladín del diálogo, un diálogo que no busca la solución de los problemas de los venezolanos, sino por el contrario, asegurar la permanencia de un régimen hambreador e ineficiente en el poder”.

Lovera alertó el incremento de muertes en Caracas y el resto del país por el consumo de yuca amarga, “la situación es grave, los venezolanos y los caraqueños en su desesperación por la falta de alimentos están adquiriendo alimentos a bajo costo en la calle, esto propicia que ocurran situaciones como la de Catia donde una familia entera y una vecina murieron al consumir yuca amarga y de las autoridades nacionales solo escuchamos un comentario aislado y sarcástico, donde el presidente Maduro disminuyó lo grave de la situación, que hoy comienza a sentirse con fuerza en la capital”.

Para el dirigente aurinegro es grave que las autoridades nacionales y municipales traten de disminuir la gravedad de lo que ocurre con las muertes por desnutrición en infantes y los repetidos casos de fallecimientos por consumo de yuca amarga.

“Escuchar al presidente Maduro bromear por el consumo de la yuca amarga y sólo decir a los venezolanos que deben tener cuidado con su consumo, es cuando menos irresponsable. No es una muerte, ya son varias, más de 10 en lo que va del año y el grupo más importante en Caracas, en una parroquia vecina al Palacio de Miraflores, una familia y una vecina desesperados por no tener con que comer, es un tema que requiere atención y responsabilidad, en vez de gastar dinero en Carnavales y en un carnet de la patria inservible, lo que debemos es generar producción nacional para abaratar el costo de los alimentos”, sentenció.