Salió a hacer cola por pasta y apareció muerto en Lara

(foto  Ángel Zambrano)
(foto Ángel Zambrano)

Trabajadores, vecinos y usuarios del Centro Comercial El Recreo, ubicado en la calle 33 con avenida Libertador de Barquisimeto, amanecieron este martes con una noticia que conmocionó a quienes acostumbran hacer vida por la zona: en una acera cercana -a una cuadra exactamente- yacía el cadáver bañado en sangre de un hombre. Así lo reseña elimpulso.com

Por José Manuel Zaá

Desde primeras horas de la madrugada los curiosos comenzaron a acercarse a la escena del crimen, específicamente a la calle 6 de Barrio Unión, entre Libertador y carrera 4, para tratar de identificar al occiso; no obstante, fue como a las 8:45 de la mañana que familiares confirmaron de quién se trataba.

“Lo reconocimos por la ropa. Es él”, declararon a EL?IMPULSO.

Su nombre era Tomás Enrique Arrieche Castillo y tenía 27 años de edad.

Familiares del fallecido se mostraron parcialmente herméticos ante lo ocurrido, aunque afirmaron que el difunto salió de su hogar -situado en el barrio San José-, como a las 4:00 de la madrugada, para buscar comida.

Como a las 5:00 a.m., según el reporte policial, fue herido mortalmente.

“Estaba haciendo una cola para comprar aceite y pasta en el Central Madeirense del Centro Comercial El Recreo”, dijo una allegada del fallecido.

Aseguraron que se encontraba solo, por lo que desconocen qué pudo haber pasado.

Comentaron que la víctima fatal era el sustento de su hogar, y tras su anticipada partida quedan sin padre un niño de 8 años y una niña de 11 mese de edad.

Tres heridas de bala

Balazos en la espalda, costado y cara, causaron la muerte de Arrieche Castillo, a quien conocían popularmente como Tomasito.

En el sitio del crimen no se encontraron casquillos, por lo que se cree que el crimen haya sido perpetrado con un revólver.

Algunos vecinos sostuvieron que Tomasito solía cometer delitos y deambular en la madrugada por la zona.

Las autoridades investigan el móvil del hecho, aunque superficialmente manejan la venganza.

Quería ingresar a la Guardia Nacional

Durante la noche barquisimetana del lunes ultimaron a un joven de 25 años de edad en el barrio Ruiz Pineda.

Sus familiares, comentaron a EL?IMPULSO, que recibieron una llamada con la nefasta noticia.

Juan Pablo Rivero Bullones recibió el disparo de un arma de fuego en el tórax, como a las 8:00 de la noche, y no pudo resistirlo.

“Él apareció herido en el Seguro Social Pastor Oropeza pero no sabemos más nada. Ahí estaban unos vecinos, lo vieron entrar y nos avisaron”, explicaron allegados que prefirieron mantenerse en el anonimato.

Sobre lo ocurrido, las autoridades se encuentran investigando, aunque se cree que el muchacho habría sido baleado cerca de la residencia en la que vivía con sus padres.

“Él estaba por irse a la Guardia Nacional; eso era lo que quería”, informaron.