Permiten salir de Perú a la esposa del expresidente Ollanta Humala

AP / Referencial
AP / Referencial

 

La justicia peruana revocó el martes la restricción que obligaba a Nadine Heredia, esposa del expresidente Ollanta Humala, a pedir permiso a un juez para salir del país por estar bajo investigación por presunto lavado de activos de la brasileña Odebrecht y de Venezuela.}

AFP

La decisión la comunicó la Segunda Sala Penal Nacional de Apelaciones, que aceptó una solicitud presentada en marzo por Heredia, cuando un tribunal restringió su libertad de viajar al extranjero. La esposa del expresidente Humala se desempeña actualmente como funcionaria de la FAO en Roma.

La orden judicial autoriza a Heredia y a otros cuatro investigados a viajar o cambiar de residencia sin solicitar autorización judicial. Esa medida rigió en lo que va del año y se le impuso por temor a que Heredia huyera del país o dejara de colaborar con la investigación.

La decisión judicial no abarca a Humala, quien también es investigado por el mismo caso. Él sí debe pedir autorización para viajar fuera de Perú.

Humala y Heredia están siendo investigados por presunto lavado de activos no declarados por al menos 1,5 millones de dólares supuestamente enviados desde Brasil y Venezuela, y donados para financiar las campañas presidenciales de 2006 y 2011. Ambos niegan los cargos.

La tesis de la fiscalía peruana es que el dinero ilegal de Venezuela habría provenido del tesoro público de ese país durante el gobierno de Hugo Chávez, en tanto que en el caso de Brasil su origen serían las empresas Odebrecht y OAS.

Marcelo Odebrecht, máximo directivo de la constructora brasileña Odebrecht, señaló la semana pasada ante la justicia de su país, que la empresa entregó tres millones de dólares para la campaña de Humala en 2011. Humala gobernó entre 2011 y 2016. El exgobernante niega los cargos.

Odebrecht, involucrada en el megaescándalo de pago de sobornos a funcionarios de gobiernos latinoamericanos a cambio del otorgamiento de obras conocido como ‘Lava Jato’, admitió que pagó en Perú 29 millones de dólares de forma ilegal para ganar licitaciones durante 2005 y 2014.

Heredia fue nombrada en noviembre de 2016 directora de la Oficina de Enlace de la FAO ante la ONU.