José Antonio España: El Gobierno reprime a un pueblo con hambre

Jose Antonio España
Diputado José Antonio España

 

El diputado a la Asamblea Nacional por el estado Delta Amacuro, José Antonio España deploró la represión que se está viviendo actualmente en el Delta y en toda Venezuela, resaltando que el pueblo ha decidido protestar en las calles porque se rompió el hilo constitucional y porque tiene hambre.

“El Delta es un estado sumido en mucha pobreza, debido a la mala gestión de los gobiernos regionales y del olvido del Gobierno nacional; en el Delta cientos de Waraos viven en las calles y mendigan para poder comer, por eso ellos están comprometidos con la lucha para restituir la democracia y para que se realicen elecciones, ¿pero cómo les responde el gobierno regional?; creando decretos que generan más represión y dificultan el derecho constitucional a la protesta pacífica” indicó

El parlamentario señaló que en los últimos días ha aumentado la represión de las protestas en Delta Amacuro y que la Guardia Nacional Bolivariana GNB amenaza a los manifestantes con llevárselos presos si no cumplen con el decreto nro. 167-2017, promulgado por la gobernadora de la entidad, Lizeta Hernández, el cual indica una serie de prohibiciones con relación a las protestas.

El también dirigente nacional del partido Primero Justicia denunció que “hace unos días un grupo de la juvenil justiciera del delta, en compañía de jóvenes de otros partidos, se reunieron para tocar cacerolas, como medida de protesta pacífica, sin obstruir el tráfico y aun así fueron amedrentados y amenazados con ser detenidos”, por lo que calificó de “grave” el nivel de represión.

“Con tantos problemas que existen en la entidad es lamentable que la gobernadora en vez de hacer un decreto para incentivar el turismo en el Delta o para que llegue la comida y medicina de manera eficiente, se dedique a crear decretos para reprimir” así mismo señaló que esta nueva ola de represiones no detendrá el espíritu de lucha y cambio de los deltanos y de toda Venezuela, por lo que se mantendrán de manera pacífica en la calle hasta que se realicen elecciones.