La carta de Julio Borges que molestó a Nicolás Maduro

Julio Borges, president of the National Assembly and deputy of the Venezuelan coalition of opposition parties (MUD), speaks during a session in Caracas, Venezuela, July 18, 2017. REUTERS/Carlos Garcia Rawlins
REUTERS/Carlos Garcia Rawlins

El Presidente Nicolás Maduro envió una invitación genérica a la Asamblea Nacional, para que el órgano legislativo participara en el Consejo de Defensa de la Nación (Codena), realizado este martes.

A continuación la carta con la que respondió el presidente de del Poder Legislativo Julio Borges:

Ciudadano Mayor General

Pascualino Angiolillo Fernández

Secretario General del CODENA

Su despacho.-

Es grato saludarle en la oportunidad de hacerle notar a usted y al Ejecutivo Nacional que lamentamos profundamente que el gobierno nacional desconozca de forma reiterada a la Asamblea Nacional y que únicamente está institución es tomada en cuenta cuando desean realizar anuncios de esta naturaleza.

Reiteramos que debe ser constante el reconociendo de las instituciones establecidas en la Constitución Nacional, y sobre todo el respeto a la voluntad de millones de venezolanos expresada a través del voto.

Quiero expresar claramente: no hay intervención sino preocupación mundial muy seria por la crisis que es ta expulsando venezolanos a todo el mundo, con la tensión que generan las migraciones.

Reitero la disposición de buscar un entendimiento basado en los puntos de la Carta del Cardenal Parolin, que todos los países repiten. Este no es momento de guerra y violencia sino de una salida que nos de paz y garantías a todos: el voto. La comunidad internacional quiere a Venezuela estable, la oposición rechaza el revanchismo y está por el entendimiento sobre la base de darle la palabra al pueblo.

Desde la Asamblea Nacional reiteramos nuestro llamado a la paz, el reconocimiento a la Constitución, el respeto al pueblo y el entendimiento de Venezuela. Solo dándole la palabra al pueblo y a la Constitución, Venezuela saldrá de esta crisis. Estamos para servir a todo el pueblo, con la misma dignidad, los mismos derechos, sin venezolanos de primera o segunda categoría, con garantías plenas de democracia y derechos humanos.

image1