Irán prueba el misil de largo alcance presentado el viernes por Hasan Rohani

misiliran

 

 

Irán ensayó “con éxito” un nuevo misil, el “Joramshahr”, de un alcance de 2.000 km y capaz de transportar varias cabezas, anunció este sábado la televisión estatal iraní.

El lanzamiento de prueba tuvo lugar en un contexto de tensión Irán y Estados Unidos, cuyo presidente, Donald Trump, amenaza con denunciar el acuerdo nuclear firmado en 2015 entre Teherán y las grandes potencias.

La televisión difundió imágenes del lanzamiento de “Joramshahr”, llamado así en recuerdo de una ciudad ocupada por el ejército iraquí al principio de la guerra entre Irak e Irán, que duró ocho años y causó un millón de muertos.

La televisión también mostró imágenes captadas por cámaras situadas en el interior del misil.

La fecha del lanzamiento no fue comunicada, pero en la víspera el misil había sido exhibido en el desfile militar que conmemoró la guerra desatada por Irak contra Irán en 1980.

Durante el desfile un responsable iraní había dicho que el misil sería operativo a breve plazo.

“El misil Joramashahr” puede “incorporar varias cabezas convencionales para golpear varios objetivos a la vez”, dijo el general Amir Ali Hadjizadeh, comandante de la fuerza aeroespacial de los Guardianes de la Revolución, citado por Irna.

“Estará operativo en un futuro próximo”, añadió.

En 2015 y tras varios años de negociaciones, las grandes potencias firmaron con Irán un acuerdo para limitar el programa nuclear de ese país y asegurarse de que la República islámica no se dota del arma atómica.

El acuerdo implica estrictas restricciones al programa nuclear iraní, a cambio de un levantamiento progresivo de las sanciones impuestas a Irán.

La Agencia Internacional de la Energía Atómica (AIEA) ha señalado en varias ocasiones que Teherán está cumpliendo con sus compromisos.

El acuerdo no prohíbe las actividades balística de Irán, pero la resolución 2231 del Consejo de Seguridad de la ONU, que validó el acuerdo, pide a Irán que no desarrolle misiles concebidos para desarrollar cabezas nucleares.

Los responsable iraníes afirman que los misiles de Irán no son concebidos para transportar cabezas nucleares y que, de todos modos, Irán no tiene un programa para fabricar armas atómicas.

Irán afirma que domina la tecnología necesaria para aumentar el alcance de sus misiles, por el momento limitado a 2.000 km.

Las Fuerzas Armadas iraníes ya poseen dos otros misiles, el Ghadr-F y el Sejil, de un alcance de 2.000 km, capaces de alcanzar Israel y las bases estadounidenses en la región.

AFP