¡Entérate! La fruta más popular del mundo podría desaparecer

 

Foto Archivo
Foto Archivo

 

Científicos de Australia se apresuran a dar inicio a un experimento que podría determinar el futuro de la fruta más popular del mundo: el banano, luego de que un insidioso hongo conocido como fusarium ha aniquilado decenas de miles de hectáreas de plantaciones de Cavendish en Australia y el sudeste asiático. Este hongo se afianzó en África y el Medio Oriente y, según los científicos, dicen que Latinoamérica, la fuente de casi todos los plátanos que se comen en Estados Unidos, es la siguiente región,reseña Infobae.

Ninguna otra variedad de banano combina la dulzura y la idoneidad para el embalaje y la exportación que el Cavendish. Si el experimento de Humpty Doo no arroja resultados positivos, los científicos afirman que podríamos estar frente a un escenario en el que los bananos formen parte del pasado y que, incluso, lleguen a desaparecer de los estantes de las tiendas.

“Estos brotes recientes confirmaron que estos hongos se están propagando”, subraya el patólogo de plantas Randy Ploetz de la Universidad de Florida, que identificó el hongo por primera vez en 1989 a partir de unas muestras procedentes de Taiwán. Desde entonces, los productores bananeros han estado tratando de escapar de los efectos del marchitamiento por el fusarium, también conocido en Panamá como la enfermedad de Tropical Race 4 o TR4. Los fungicidas y los fumigantes son inútiles para acabar con ellos. Es extremadamente contagioso y puede permanecer inactivo durante décadas, lo que engañaría a los agricultores haciéndoles creer que han eliminado el patógeno.

Los resultados del ensayo inicial “fueron extremadamente positivos”, con cuatro de seis líneas de plantas cultivadas a partir de una sola célula que mostraron resistencia después de que los investigadores las cultivaron e introdujeron el TR4. “Cuando se modifica genéticamente una planta, es muy común obtener esa variación, pero cuatro de cada seis es increíble”, comenta. Sobre la base de esa prueba inicial, Dale y sus compañeros ampliarán la prueba a miles de muestras y las plantarán durante tres años.

El proyecto de Dale puede ser la mejor esperanza que ahora tiene la ciencia para hacer que el Cavendish sea resistente al TR4 sin eliminar el sabor, la textura y otras características que lo hacen tan atractivo y comercialmente exitoso.