Cientos de policías adicionales en Jerusalén para la oración del viernes

Turkish tourists pose for a photograph ahead of Friday prayers on the compound known to Muslims as Noble Sanctuary and to Jews as Temple Mount in Jerusalem's Old City, as Palestinians call for a "day of rage" in response to U.S. President Donald Trump's recognition of Jerusalem as Israel's capital December 8, 2017. REUTERS/Ammar Awad
Turkish tourists pose for a photograph ahead of Friday prayers on the compound known to Muslims as Noble Sanctuary and to Jews as Temple Mount in Jerusalem’s Old City, as Palestinians call for a “day of rage” in response to U.S. President Donald Trump’s recognition of Jerusalem as Israel’s capital December 8, 2017. REUTERS/Ammar Awad

 

Israel desplegó a cientos de policías adicionales en Jerusalén el viernes, día de la gran oración en la explanada de las mezquitas, tras los llamados de los palestinos a protestar contra el reconocimiento por Donald Trump de Jerusalén como capital de Israel, informó la policía.

“Varios cientos de policías y guardas fronterizos adicionales fueron desplegados en el interior y los alrededores de la Ciudad Vieja”, dijo a la AFP un portavoz de la policía, Micky Rosenfeld.

No se impuso ninguna restricción de edad a los fieles de Jerusalén para acceder a la explanada, agregó, contrariamente a las medidas tomadas en otros periodos de gran tensión en la ciudad.

La explanada, tercer lugar santo del islam tambié venerado por los judíos bajo el nombre de monte del Templo, se encuentra en Jerusalén Este, ocupada y anexada por Israel. Las fuerzas israelíes controlan todos los accesos.

Un periodista de la AFP en el lugar comprobó que los policías eran efectivamente más numerosos de lo habitual en las callejuelas de la Ciudad Vieja, aunque sin alcanzar el nivel de efectivos desplegado en situaciones de fuerte tensión.

Las organizaciones palestinas llamaron a manifestarse tras la decisión del presidente estadounidense de reconocer a Jerusalén como la capital de Israel y de trasladar aquí la embajada de Estados Unidos. AFP