Madre le quemó boca a su hijo de 8 años por comerse unos frijoles en Yaracuy

madre-quemo-boca-a-su-hijo
Foto: El Pitazo

Asombrados quedaron los funcionarios policiales del CCP Marín al llegar a una vivienda en el sector La Baldosera, Marín, estado Yaracuy, y encontrarse a un niño llorando desesperado con quemaduras de segundo grado en toda su boca y cachetes mientras la madre, una embarazada de 27 años, alegaba que lo había castigado por haberse comido la única comida que había en la casa; el padre no existe, viven solos y fue el llanto del niño lo que alertó a los vecinos, reseñó El Pitazo.

El hecho, ocurrido exactamente en la manzana 8 del sector, es el segundo de este tipo ocurrido en el municipio San Felipe; pues en marzo de este año otra mujer hirió a su menor hijo con un tenedor por comerse una comida sin permiso y también fue denunciada por sus vecinos al escucharse el llanto del niño en uno de los edificios de la Ciudadela Hugo Chávez Frías.

La mujer, que quedó a orden de la fiscalía 8ª. del Ministerio Público, está detenida y será pasada a tribunales, pues el presunto castigo que infligió a su hijo es un delito tipificado en la Ley Orgánica de Protección del Niño, Niña y Adolescente (Lopnna) llamado trato cruel e implica una pena de prisión de 12 a 36 meses sin posibilidad de beneficio.

Tras ser detenida, la mujer, quien no negó lo que hizo, indicó que salió un momento a la bodega dejó al niño de 8 años en la casa y cuando regresó encontró a su hijo en la cocina con la olla de frijoles vacía, único alimento para él y ella, quien tiene por lo menos 5 meses de embarazo.

Según estadísticas llevadas por el Centro Comunitario de Aprendizaje (Cecodap), la violencia intrafamiliar, o puertas adentro, contra los niños y adolescentes, va en escalada, ya que en el año 2015 la organización registró 3.185 casos de denuncia intrafamiliar y en el 2016 la cifra ascendió a 9.807, siendo los detonantes el estrés y la crisis que se vive en el país.