El Barça remonta, acaba con la maldición de Anoeta y sigue invicto

Lionel Messi y Luis Suárez. REUTERS/Vincent West
Lionel Messi y Luis Suárez. REUTERS/Vincent West

 

El Barcelona puso fin a su maldición contra la Real Sociedad en Anoeta, donde pasó de estar al borde de su primer k.o. de la temporada a remontar y llevarse un triunfo (2-4) que le permite acabar la primera vuelta de la Liga española como autoritario e invicto líder, reseñó EFE.

El equipo de Ernesto Valverde perdía por 2-0 y daba la sensación de que una vez más iba a salir revolcado del feudo donostiarra, donde no ganaba desde el 5 de mayo de 2007. Pero en esta ocasión reaccionó a tiempo, con determinación y brillantez.

El brasileño Willian Jose, con un preciso testarazo, y Juanmi Jiménez, con un remate que rozó en Sergi Roberto y despistó al germano Marc Andre Ter Stegen, rubricaron el buen inicio de partido de los locales ante un Barcelona desdibujado que parecía encaminado a su primera derrota del curso.

En cambio, volvió a aparecer el brasileño Paulinho para alimentar las esperanzas azulgranas antes del descanso. A los cinco minutos de la reanudación Luis Suárez se inventó un bello disparo colocado al segundo palo que significó la igualada.

Era otro Barcelona. Otro partido. A la Real Sociedad ya le costaba frenar el caudal de juego de Leo Messi y compañía. El uruguayo logró culminar la remontada (m.71) con su tercer doblete de esta campaña liguera. La ‘Pulga’ puso la guinda con un espectacular lanzamiento de falta (m.85).

El equipo de Valverde, por lo tanto, sigue su vuelo imparable hacia el título. Con media campaña por delante su ventaja es casi decisiva: nueve puntos al Atlético de Madrid, once al Valencia y nada menos que diecinueve al Real Madrid.

El Sevilla cedió la quinta plaza de la clasificación al Villarreal, que el sábado había ganado por 0-1 en el Santiago Bernabéu al Real Madrid, con el que podía haber igualado a puntos el equipo andaluz.

El cuadro sevillista sigue languideciendo. La llegada de Vincenzo Montella no ha solucionado ninguno de sus males. Este domingo sucumbió en Vitoria contra el Alavés (1-0), que gracias al tanto de su capitán, Manu García, a los 52 minutos, sale de la zona de descenso, a la que entra el Deportivo.

Jugó en superioridad el Sevilla los últimos ocho minutos por expulsión de Rubén Duarte, pero su amago de acoso fue infructuoso y sufrió su tercera derrota seguida. El Alavés celebró la tercera victoria consecutiva en Mendizorroza, lo que le da oxígeno y esperanza de salvación.

El Espanyol y el Athletic firmaron un empate a uno que frena la reacción esbozada por ambos en jornadas precedentes. Gerard Moreno adelantó al cuadro barcelonés y rápidamente respondió Iñaki Williams para alargar a ocho la racha de encuentros sin perder del equipo vasco.

Alimentó sus esperanzas europeas el Celta con su victoria en el terreno del Levante (0-1) con una diana del danés Pione Sisto. Los de Juan Carlos Unzué están ya a cuatro puntos de las posiciones continentales y el equipo valenciano, que no gana en casa desde el 21 de septiembre, están ya a tan solo dos puntos del peligro.

La decimonovena jornada y última de la primera vuelta se cerrará este lunes con el encuentro en Sevilla entre el Betis y el Leganés, dos equipos que están igualados a 24 puntos y que podrían situarse a las puertas europeas.