Colapso petrolero de Venezuela financia el mejoramiento de la tecnología petrolera en EEUU

Fracking mejorado
Ilustración cortesía Kennametal

 

Se prevé que el futuro crecimiento de la producción de petróleo crudo y gas natural de los Estados Unidos estará impulsado por el desarrollo de recursos de petróleo y gas de lutitas, según un estudio reciente Annual Energy Outlook 2018 (AEO2018) de la Administración de Información Energética de Estados Unidos (EIA en iglés)

Por lapatilla.com con información de nextbigfuture.com y EIA

Las perspectivas para la producción interna de petróleo crudo y gas natural son muy sensibles a los supuestos de recursos y tecnología. Los altos precios del petróleo ahora significan que los productores de petróleo de EEUU pueden bombear tanto como quieran y ganar más dinero para financiar el desarrollo de mejores tecnologías petroleras.

Si suponemos que el colapso de la producción de petróleo de Venezuela y el acuerdo de limitación de producción de la OPEP agregan una prima de precio de $ 20 por barril, los productores de petróleo de EEUU obtienen alrededor de $ 30-50 mil millones por año de ganancias adicionales y pueden financiar el desarrollo de mejores tecnologías petroleras.

Una mejor tecnología revitalizará fracking (fracturamiento hidraúlico) de EEUU que podría conducir al “escenario de alta producción” de la EIA, donde los Estados Unidos produciría casi tanto petróleo como la producción combinada actual de petróleo de Rusia y Arabia Saudita.

 

EEUU Prodccion Petroleo y Gas proyeccion 2050

 

En el escenario de Referencia AEO2018, la producción nacional de petróleo crudo de EEUU aumenta durante los próximos cinco años y luego se aplana después de 2022, quedando entre 11 y 12 millones de barriles por día (b / d) hasta 2050. De manera similar, la producción doméstica de gas natural seco aumenta rápidamente (más del 5% anual) hasta el 2021 y luego desacelera a una tasa de crecimiento promedio anual del 1% hasta 2050, alcanzando los 43.0 billones de pies cúbicos (Tcf) por año en 2050 en el caso de referencia.

En el escenario Bajo de Recursos y Tecnología de Petróleo y Gas, la producción interna de petróleo crudo en EEUU disminuye durante la mayor parte del período de proyección, y la producción de gas natural seco se mantiene cerca de 30 Tcf / año desde 2018 hasta 2050.

La EIA estimó que, en diciembre de 2017, la producción de petróleo de Texas será de 3,93 millones de barriles por día, aún cuando la Comisión de Ferrocarriles de Texas (TRRC en inglés) tiene algunos problemas de datos incompletos. Lo más probable es que para finales de 2019, el valor de producción publicado por TRRC para diciembre de 2017 será de 3.93 millones de b / d, consistente con las estimaciones más recientes de la EIA.

Los ingresos de las refinerías de crudo de los Estados Unidos promediaron alrededor de 16,8 millones de barriles por día durante la semana que finalizó el 16 de marzo de 2018, unos 410.000 barriles por día más que el promedio de la semana anterior.

Los productos totales suministrados durante el último período de cuatro semanas promediaron 20.5 millones de barriles por día, un aumento de 4.9% con respecto al mismo periodo del año anterior.

Estados Unidos está produciendo 10,4 millones de barriles por día de petróleo en la segunda semana de Marzo, según datos de la EIA. Esto representa más de 400,000 barriles diarios versus fines de 2017.

Mientras tanto, Venezuela ha tenido una caída en la producción de alrededor de 700,000 barriles por día en comparación con la producción en 2016.

Paradójicamente, la caída de la producción en Venezuela y el acuerdo de la OPEP para limitar la producción respaldan un mayor precio del petróleo y permiten a los productores de petróleo de los Estados Unidos desarrollar de manera rentable tecnologías mejoradas para recuperar el petróleo y el gas de lutitas.