Evo Morales en la Cumbre de las Américas: Lamento que Nicolás Maduro no esté sentado al lado de nosotros

Bolivia's President Evo Morales arrives for the inauguration of the VIII Summit of the Americas in Lima, Peru April 13, 2018. REUTERS/Marco Brindicci
Evo Morales extrañó la presencia de Nicol´ás Maduro en la Cumbre de las Américas // Foto REUTERS/Marco Brindicci

 

El presidente de Bolivia, Evo Morales, lamentó esta sábado durante la plenaria en la VIII Cumbre de las Américas en Lima, Perú, que su homólogo venezolano, Nicolás Maduro no asistiera a esta cita internacional “por culpa de Estados Unidos”.

LaPatilla.com / Con información de EFE  

“Venezuela no es un patio trasero de nadie. Lamento que Nicolás Maduro no esté sentado al lado de nosotros”, expresó Morales, quien se excedió de los seis minutos reglamentarios.

“Alertamos que hoy pretenden utilizar una falsa lucha contra la corrupción para derrocar gobiernos democráticos legítimos y proyectos de cambio”, dijo el mandatario boliviano en su discurso en la VIII Cumbre de las Américas.

Morales, que habló después de los presidentes de Perú y Argentina, también salió en defensa del ex presidente brasileño Lula y abogó por luchar contra los paraísos fiscales como medida contra la corrupción.

En un discurso completamente divergente del de sus dos predecesores, el único jefe de Estado de los países bolivarianos presente en la sesión plenaria, dijo que sería “superficial” y un “uso indebido de los recursos públicos” reunirse para una “falsa lucha” contra la corrupción, epicentro de la VIII Cumbre de las Américas.

“Debemos mejorar leyes y coordinar mejor nuestros esfuerzos (..) Debemos discutir sobre las estructuras de la corrupción -desde donde se alimenta, tolera y promueve-, cuáles son los mecanismos institucionalizados y legales que son fuente y guarida de dinero corrupto”, manifestó al referirse a los paraísos fiscales.

Y atribuyó la responsabilidad de la corrupción al “capitalismo”, las “empresas transnacionales” y una “especulación” cuyo único objetivo es la “concentración de la riqueza”.

“En tanto no democraticemos y convirtamos a instituciones como el FMI en servidoras del bien común y no en instrumentos de sometimiento, nada de lo que digamos en esta cumbre será suficiente”, insistió.

Consideró por ello que el “verdadero desafío” de la Cumbre está en desmontar “el sistema mismo en el que prospera la corrupción: el sistema capitalista”, que calificó de “peor enemigo de la humanidad y del planeta”.

En su alocución, Morales evocó asimismo el caso judicial del ex presidente Lula, condenado a doce años de prisión por corrupción, y aseguró que “el mundo debe saber que no se puede encarcelar a la conciencia de un pueblo”.