Cómo es la “ruta del hambre” de los venezolanos en Brasil (Videos)

Los venezolanos están de pie con el equipaje en la frontera entre Venezuela y Brasil, cerca de la ciudad brasileña de Pacaraima, estado de Roraima, Brasil el 16 de noviembre de 2017. Foto tomada el 16 de noviembre de 2017. REUTERS / Nacho Doce
Los venezolanos están de pie con el equipaje en la frontera entre Venezuela y Brasil, cerca de la ciudad brasileña de Pacaraima, estado de Roraima, Brasil el 16 de noviembre de 2017. Foto tomada el 16 de noviembre de 2017. REUTERS / Nacho Doce

 

San Pablo; San Pablo – Brasilia; Brasilia – Boa Vista. Tres vuelos para llegar a una zona que no tiene playa ni buenos hoteles. Y en la que, por supuesto, internet funciona mal. El calor es agobiante y la necesidad se nota en cada esquina. Alcanza con dar un par de vueltas por sus calles abiertas y sin árboles para comprobar lo que más tarde nos advertirán las autoridades locales: Boa Vista es la capital del estado más pobre de Brasil: Roraima. Así lo reseña tn.com.ar

Por Gastón Cavanagh y Maru Duffard

Nos propusimos reflejar en un informe la situación de los migrantes venezolanos que llegan a Boa Vista, no sabíamos nada de todo esto. Mucho menos imaginábamos que nos encontraríamos con tantas historias de hombres y mujeres como nosotros, pero en un momento muy distinto de sus vidas. Nunca pensamos que escucharíamos tantas y tan duras historias.

Video vía TN.COM.AR

Llegamos al primer refugio. Después de ver las condiciones de vida de mucha gente nos preguntamos y les preguntamos: “¿Vale la pena dejar tu casa, tu trabajo y tu auto en tu país para venirte a vivir – en el mejor de los casos- a una carpa de la ONU en Brasil?”. Después de la primera entrevista entendimos que sí. Daniel, un chico de 10 años, me lo respondió de la manera más fácil: “Me gusta más acá porque como las tres comidas; en Venezuela, solo una”.

Boa Vista tiene 330 mil habitantes y la mayoría vive del empleo público. En la zona no se produce nada: no hay industria, no hay ganadería ni agricultura. En los últimos meses, según estimaciones oficiales, esta ciudad recibió a más de 50 000 venezolanos que escapan de lo que diversos países y organizaciones internacionales denominaron como “crisis humanitaria”. Con la saturación de la frontera de Cucuta, en Colombia, Brasil se convirtió en la opción más accesible para quienes se quedan en el país carioca o siguen viaje hacia la Argentina o Chile.

Muchos de los venezolanos que llegan a Brasil tiene una sola cosa en claro: necesitan trabajar para sobrevivir y mandarles dinero a sus familias. No importa cómo ni en qué trabajen, lo urgente es juntar dinero.

Una mujer venezolana muestra su pasaporte (L) y su documento de identidad en el control fronterizo de Pacaraima, estado de Roraima, Brasil 16 de noviembre de 2017. Foto tomada el 16 de noviembre de 2017. REUTERS / Nacho Doce
Una mujer venezolana muestra su pasaporte (L) y su documento de identidad en el control fronterizo de Pacaraima, estado de Roraima, Brasil 16 de noviembre de 2017. Foto tomada el 16 de noviembre de 2017. REUTERS / Nacho Doce

 

En Venezuela, se acercan las elecciones. El resultado será una incógnita para la mayoría de los países. El flujo de migrantes no para: las cifras de los que se escapan aumenta año a año. No se necesita ser un analista internacional para entender de qué y por qué escapan.

“El gobierno va mal y la oposición no ayuda, solo boicotea”. Esta idea, palabras más palabras menos, es la que repiten los venezolanos que caminan o hacen dedo en la frontera. Y esta frase revela que no hay grieta: de Venezuela se escapan chavistas y opositores.

Para leer la nota completa pulse Aquí

Video vía TN.COM.AR