Olga Hidalgo de Curiel: El Color de mi Cristal

thumbnailcolaboradores-190x130

Cantos de Sirenas
Entre los antiguos marinos griegos el canto de las Sirenas tenía una fama terrible. Se decía que era peligrosamente irresistible y que cuando algún marino lo escuchaba, irremediablemente cambiaba el rumbo de su nave en dirección hacia donde provenían esas voces.

En el momento actual, así como en ésta legendaria historia de la mitología griega, podemos encontrar personajes embaucadores que con “cantos de sirenas” buscan seducirnos. La trampa del engaño y la mentira como arma política no los ha demostrado; entonces es preciso darnos cuenta de los pseudos dirigentes que se disfrazan en cada ocasión para saciar sus ambiciones personales, con fanatismos ciegos nos han llevado por caminos tortuosos del crimen, anulación de la dignidad del ser humano, conculcación de derechos y a la pobreza y la miseria…

Si somos capaces de guiarnos por valores éticos y morales y usamos el juicio crítico, la inteligencia, la fuerza interior positiva y la razón transitaremos otros caminos del saber ser, de darnos cuenta que por no pensar y dejarnos entusiasmar con engañosas melodías populistas y demagógicas, la anti política y la comparsa de un socialismo siglo XXI que se nutrió del resentimiento devenido en odio llegamos a estos tiempos de indignidad, a un régimen de oprobio y deshonor, de crueldad y cinismo