Esteban Gerbasi: El “Es Ahora” de María Corina Machado

Maduro se atrincheró en Miraflores con su gente de mayor confianza y con la vigilancia de su jefe Raúl Castro. Refuerza su seguridad, además, con el aparato de inteligencia de militares traidores que conforman el alto mando castro chavista, esos que entregaron nuestra soberanía a cambio de dólares de la corrupción y el narco trafico internacional.

Aparta de su entorno a enemigos velados: Tareck el Aissami y Diosdado Cabello, quienes forman parte de la lista de funcionarios sancionados por el gobierno norteamericano y otras naciones del mundo. Ellos, Tareck y Diosdado, sospechan que en cualquier momento serán sacrificados, entregados como trofeos, así que para sobrevivir, se verán obligados asaltar el poder y hacer suya la guarida en que se ha convertido Miraflores. Veremos quien “aparta” a quien.

Mientras juegan a “hermanos de lucha”, Maduro les entrega sus parcelas delincuenciales como lo hacen los grandes mafiosos que reparten territorios a carteles para que sigan haciendo lo que saben: delinquir y reprimir. Pero estas parcelas no tienen ni poder real, reconocimiento popular e internacional y mucho menos recursos economicos para actuar. Hasta ahí. La procesión va por dentro.

Raúl Castro se ocupa de lo grueso. Él sabe que los enemigos de la permanencia de Maduro y la revolución en el poder son – en primera instancia- los mandos medios y tropa militar descontenta por la grave crisis que agobia a militares y civiles por igual. Esta es la razón por la cual, el régimen secuestra, detiene y desaparece a militares. Por primera vez en 20 años, hay más militares presos que civiles.

La Comunidad Internacional encabezada por la OEA y su Secretario General, el gobierno norteamericano, la Comunidad Europea y los gobiernos de naciones libres del mundo, se han convertido en un muro de contención para el recrudecimiento del comunismo en la región. Ya vimos los resultados en Colombia donde el pueblo le dijo no al comunismo y la barbarie que acabo con Venezuela. Y es que no son conchas de ajo la inmensa diáspora venezolana que huye asustada generando una crisis global de refugiados. La región conoce de primera mano el infierno en que se convirtió Venezuela y ante eso ¿los demócratas del planeta verían con buenos ojos un movimiento cívico militar a lo interno de Venezuela que provocara la salida del régimen? Muchos nos sumamos al llamado.

Hace 20 años el “por ahora” de Hugo Chávez” se instaló en el país con la promesa de mejoras para el pueblo y lucha contra la corrupción. Hoy todos sufren lo que trajo: hambre, miseria, narcotráfico, terrorismo, corrupción, destrucion y muerte.

“Es ahora” nos dice María Corina, quien se ha convertido en la líder primordial, que en voz alta, clara, fuerte y desde el epicentro de Venezuela dice lo que otros no se atreven: la necesidad de salir del régimen de terror ya.

El Almirante Remigio Ceballos Ichaso, uno de los militares más castrista del régimen, ha montado un expediente junto a su equipo de violadores de DDHH contra Machado. Ceballos Ichaso, presume ser el próximo Ministro de la Defensa, y quiere que María Corina Machado sea su condecoración para aspirar al cargo de Ministro y jefe máximo del ejército de ocupación cubana. En el expediente sólo la mencionan a ella con nombre y apellido, aunque señala que otros políticos están involucrados. Pero es que la MUD o Frente Amplio, no significa ningún riesgo o peligro contra Maduro y el régimen ya que cohabitan con él. El peligro es María Corina, por su coherencia y solidez en el decir y hacer. No ha entregado sus valores y principios, recorre el país hora a hora, día a día, no se esconde, no descansa denunciando y trabajando por la construcción de una unidad real desde la base hacia arriba, tampoco disimula o esconde su aspiración de llevar las riendas de Venezuela.

María Corina Machado “es ahora” y “somos mayoría” esa es la verdad. El régimen está débil, sancionado, aislado, sin dinero, sin pueblo y con una inmensa conspiración en el núcleo de donde fueron fuertes, donde nacieron: los cuarteles. Es ahora que debemos echarnos el miedo al hombro y avanzar juntos, civiles y militares para salir de la tragedia. El régimen es minoría y quienes queremos libertad Somos Mayoría. ¡Es ahora!

@estebangerbasi