Productividad en el Zulia cayó en 70% por crisis eléctrica

Una mujer camina en un centro comercial durante un apagón / AFP PHOTO / Federico PARRA

 

A siete meses de la aplicación de los Planes de Administración de Carga, que se ejecutan en la región zuliana desde la Nochebuena de diciembre pasado, representantes de la Cámara de Comercio de Maracaibo y Fedecámaras Zulia ven con preocupación que 100% del sector comercio esté a punto de colapsar por la crisis eléctrica y que la capacidad productiva del resto haya mermado en 70%, publica El Universal.

Fergus Walshe Belloso, presidente de la Cámara de Comercio de Maracaibo precisó que en junio el sector se vio severamente impactado por la inestabilidad en el suministro de electricidad e indicó que ahora también el empresario debe afrontar un decreto regional que lo obliga a auto generar la energía eléctrica que necesite, para lo que se requieren inversiones millonarias y disponibilidad de divisas, a las que el empresario zuliano no tiene acceso oficial, reclamó.

Dijo que el Decreto afecta en gran cuantía a los Centros Comerciales, visto que no todos son capaces de suplirse de estos equipos, los cuales, como ya se mencionó, deben ser adquiridos en divisas pues no son producidos en el país.

En estos centros productivos, la situación se agrava, pues de los 11 de la región, solo uno de ellos tiene su planta operativa. Los otros 10, tienen su parque de generación parado y dañado, consecuencia del exceso operativo al que fueron sometidos en febrero, cuando se les impuso generar electricidad en dos bloques (11 am – 1 pm y 6 pm – 10 pm) Ello generó, dijo, desgastes y daños mayores, dado que son equipos para eventualidades y/o emergencias, y no para una operación normal, como pretende el gobierno regional, explicó.

Por otro lado, los centros comerciales han experimentado una disminución en el flujo de visitantes, ello ha generado una disminución en ventas de 60%, así como la ocupación de cines y pisó la línea del 30%. Ahora con el nuevo decreto de autogeneración, la ocupación de locales continuará bajando provocando el cierre de negocios por las dificultades de inversión que se presentan a sus dueños, en un mercado cada día más empobrecido.

Representantes del sector informaron que sus agremiados aguantarán y tratarán de sobrevivir operando en la medida de lo posible, establecieron. Balance semestral Franco Cafoncelli, de Fedecámaras Zulia, en un balance semestral indicó que la continua e irreversible degradación del servicio eléctrico, también ha hecho mella en el sector industrial, que se ha visto inhabilitado sustancialmente en la capacidad productiva, con los consecuentes efectos en la rentabilidad de los negocios, por cuanto en ocasiones deben trabajar a pérdida para evitar que sus instalaciones sean invadidas y/o expropiadas.

Esta situación impacta directamente los costos de la industria que aumentan al no poder conseguir suministro del combustible para las plantas. La pequeña industria que tiene la ventaja de poseer plantas de generación, registra los mismos problemas que las grandes, agravado con la baja eficiencia y alto costo de los repuestos y consumibles para el mantenimiento de los generadores, lo que incrementa los costos operativos, con su efecto directo sobre los precios.

Por su parte, los que no tienen plantas están a merced de los cortes eléctricos que se producen generalmente en horario de trabajo y sin un horario programado. Lo que hace prever su inminente cierre